Líderes de PAN, PRI y PRD se reúnen

Antonio López y Enrique Gómez

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 28 (EL UNIVERSAL).- Los líderes parlamentarios del PRI, Rubén Moreira; del PAN, Jorge Romero, y del PRD, Luis Espinosa Cházaro, se reunieron este jueves para hablar, entre otros temas, de la reforma electoral, lo que marcó un avance en la reconciliación de la alianza legislativa.

"¿Les cuento un chisme? Pregúnteme dónde desayuné en la mañana", declaró Moreira Valdez, en entrevista con medios de comunicación.

"¿Con quién desayunó?", le preguntaron. "Ah, pues con el PAN y con el PRD. Desayunamos chilaquiles con cecina y con huevo", respondió.

"¿Y en la sobremesa de qué dialogaron?", se le insistió.

"Muchas cosas bonitas, ahí la dejo. Nada más les conté el chisme, ya, ya...", declaró el coordinador priista, quien reiteró que su bancada defenderá la autonomía del INE.

"La posición del PRI es muy clara: nosotros no vulneraremos la autonomía del INE ni vulneraremos la autonomía de los tribunales ni vamos a desaparecer los OPLES. Ese es nuestro posicionamiento", dijo.

Pese a ello, señaló que a la vez que defiendan la autonomía del INE "tenemos que ver los intereses del país", por lo que hay temas en los que podrían ir a favor, como la reducción de salarios a consejeros.

"Este país no es ni de blanco ni de negro, es de una parte intermedia. Lo que sí creo es que tiene que ganar los sueldos que ganamos todos, para empezar. Pero eso no está reñido con la democracia ni afecta la democracia", detalló.

Aclaró que incluso si no hay reforma electoral el PRI no tiene ningún problema.

"No presentamos iniciativas como partido ni como bancada completa. Evidentemente, muchos legisladores han hecho su esfuerzo y lo hacen de todos los partidos, pero nosotros no estamos proponiendo nada y si no hay reforma no tenemos problema", dijo.

El pasado 19 de octubre, EL UNIVERSAL dio a conocer que la reforma electoral marcó el reencuentro de los tres partidos, que señalaron que han mantenido diversos encuentros para ir juntos en los temas que serán irreductibles para las tres bancadas.

Tanto Romero como Cházaro afirmaron que dichos encuentros entre PRI, PAN y PRD podrían representar el resurgimiento de la coalición legislativa Va por México.