El líder del Congreso salvadoreño: el Gobierno nunca ha negociado con pandillas

·2  min de lectura

San Salvador, 24 ago (EFE).- El presidente del Congreso de El Salvador, Ernesto Castro, aseguró este martes a periodistas que el Gobierno de Nayib Bukele "nunca ha negociado con pandillas" e indicó que la baja en los homicidios se debe al plan gubernamental Control Territorial.

Así reaccionó Castro al ser preguntado sobre una investigación de El Faro publicada el lunes en la que se señala que el Gobierno de Bukele sostuvo en 2020 negociaciones con las pandillas Mara Salvatrucha (MS13) y Barrio 18 -fracciones Sureños y Revolucionarios- para reducir las cifras de homicidios e "intentó esconder las evidencias".

"Para mí no tiene credibilidad lo que El Faro publica (...) estoy seguro que nunca ha negociado el Gobierno con las pandillas", dijo el líder de la Asamblea Legislativa, de amplia mayoría oficialista.

Castro apuntó que "hay medios y grupos de poder que no logran entender y aceptar que este Gobierno esté teniendo resultados positivos y van a hacer cualquier cosa posible para seguir desvirtuando los buenos resultados".

"Los Gobiernos pasados han hecho pactos con las pandillas, han hecho tregua y todo el pueblo ha sido testigo de eso y estamos seguros de lo que han hecho y ahora quieren pegarle eso a este Gobierno", sostuvo.

Agregó que si los responsables de la investigación "tiene alguna prueban que vayan a la Fiscalía. Si tienen algo, que vayan a las instancias correspondientes".

Las declaraciones del presidente del Congreso fueron brindadas minutos antes del comienzo de la sesión plenaria correspondiente a esta semana.

Por su parte, el diputado opositor René Portillo Cuadra dijo a periodistas que "lo menos" que pude hacer la Fiscalía es investigar para aclarar esta situación e indicó que "habrá que esperar que es lo que opinará la comunicad internacional al respecto".

De acuerdo con la investigación de El Faro, el director de Centros Penales (Osiris Luna) ordenó retirar cientos de libros de novedades y computadoras de cárceles de máxima seguridad y el fiscal (Rodolfo Delgado), impuesto por la Asamblea oficialista, desmanteló el grupo especial que investigaba estas negociaciones.

El periódico digital afirma que dichas negociaciones también incluyeron a la pandilla Barrio 18 -fracciones Sureños y Revolucionario- e indica que las pandillas "plantearon una serie de demandas que incluyen mejoras en las condiciones de vida carcelarias y beneficios para sus miembros en libertad".

Son 19 demandas que "se refieren a la vida (de los pandilleros) al interior de las cárceles y el resto son peticiones para mejorar la vida de los pandilleros en libertad y de sus familias", añade.

El Ejecutivo de Bukele implementa desde 2019 el Plan Control Territorial (PCT), al que le atribuye la caída de los asesinatos en los últimos años.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.