El líder católico luso reconoce que viven un "tiempo penoso" por la pederastia en la Iglesia

Lisboa, 7 nov (EFE).- El presidente de la Conferencia Episcopal Portuguesa (CEP), José Ornelas, reconoció hoy que este es "un tiempo penoso" para los fieles por la "dura lucha" contra la pederastia en la Iglesia lusa, que, según un estudio, ha dejado como víctimas a más de 424 menores en los últimos 72 años.

Así lo describió el líder religioso durante su discurso de apertura de la 204ª Asamblea Plenaria de la CEP, en Fátima, donde afirmó que lo es "particularmente" para los sacerdotes.

Ornelas añadió que es también "un tiempo de purificación" y de "búsqueda de la justicia", por lo que pidió que "no se hagan generalizaciones indebidas, ni acusaciones indiscriminadas", y que los responsables de los crímenes "puedan tener un tratamiento justo, en las sedes apropiadas".

Expresó su "profunda gratitud" a las víctimas que han denunciado los abusos, "por la luz que traen a esta sombría realidad", y, a los que no lo han hecho, les aseguró de que la Iglesia se ofrece para "colaborar en la superación" de estos "injustos" e "inadmisibles ataques".

Asimismo, garantizó que lucharán por alcanzar la "tolerancia cero" en esta materia: "Es un firme propósito que queremos ver concretizado, para erradicar este mal en la Iglesia", afirmó.

La CEP creó a finales de 2021 una Comisión Independiente (CI) para analizar los abusos a menores en la Iglesia desde 1950 y, este octubre, el equipo admitió que los 424 testimonios confirmados hasta ahora se refieren a un mínimo de víctimas, pero que la cifra real es "muchísimo mayor que cuatro centenas".

Los casos investigados por la CI se limitan a menores de 17 años y los abusos se produjeron en distintos lugares y situaciones, en todo el país y con víctimas -en su mayoría masculinas- de todos los grupos sociales.

Sobre el informe global que emitirá la CI en enero de 2023, Ornelas garantizó que se trata de un "instrumento fundamental" para definir e implementar estrategias "para mitigar la reincidencia de los abusos".

(c) Agencia EFE