Solo Kimi Raikkonen podría reaccionar así tras abandonar el Gran Premio de Mónaco

·3  min de lectura
Kimi Raikkonen con su coche en llamas durante el Gran Premio de Mónaco de 2006. (Foto: Paul-Henri Cahier / Getty Images).
Kimi Raikkonen con su coche en llamas durante el Gran Premio de Mónaco de 2006. (Foto: Paul-Henri Cahier / Getty Images).

Este 29 de mayo se disputa una nueva edición del Gran Premio de Mónaco, donde por tercera vez desde el año 2000 (en 2010 y 2011 no compitió en Fórmula 1) no participará Kimi Raikkonen. El piloto finlandés se retiró al término de la pasada temporada y los aficionados le están echando mucho de menos en este 2022. Sucederá igualmente en Montecarlo, donde el campeón del mundo en 2007 también dejó huella de su talento y, por supuesto, de su carácter peculiar.

Y es que, de las numerosas anécdotas que protagonizó durante las 19 temporadas que compitió en F1, seguramente una de las más recordadas (o al menos de las más rocambolescas) tuvo lugar durante el Gran Premio de Mónaco del año 2006.

Raikkonen dentro del box de McLaren en el GP de Mónaco 2006. (Foto: Damien Meyer / AFP / Getty Images).
Raikkonen dentro del box de McLaren en el GP de Mónaco 2006. (Foto: Damien Meyer / AFP / Getty Images).

Raikkonen pilotaba entonces uno de los coches de McLaren-Mercedes y estaba peleando por el campeonato. Llegaba en la tercera posición del Mundial, liderado por Fernando Alonso (que a la postre sería campeón), y desde ese mismo lugar partió en la parrilla de salida por detrás del propio asturiano y de un sorprendente Mark Webber, con el Williams-Cosworth.

En la primera vuelta el finlandés adelantó a Webber y comenzó entonces un duelo con Alonso por la victoria que se alargó durante 50 giros, hasta que su McLaren comenzó a echar humo y, posteriormente, llamas. A Raikkonen no le quedó más remedio que aparcarlo en la curva 8 y bajarse del coche.

Raikkonen por detrás de Fernando Alonso en el GP de Mónaco 2006. (Foto: Anne-Chrstine Poujoulat / AFP / Getty Images).
Raikkonen por detrás de Fernando Alonso en el GP de Mónaco 2006. (Foto: Anne-Chrstine Poujoulat / AFP / Getty Images).

Lo normal hubiera sido que alguien le llevara hasta el box de McLaren para hablar con Ron Dennis, entonces jefe del equipo, o con los ingenieros para saber lo que había pasado o contar sus sensaciones, pero ya sabemos que Raikkonen es un tipo diferente.

Ni corto ni perezoso, el finlandés salió andando, se cruzó de punta a punta el famoso túnel de Mónaco, llegó hasta la zona del puerto y, sin quitarse el casco, se subió a un yate en el que estaban varios amigos suyos. Instantes después, la realización televisiva lo mostró en bañador y sin camiseta disfrutando de lo que quedaba del gran premio.

Desde el yate Raikkonen vio como el que era su rival por el Mundial, Alonso, conseguía la primera de sus dos victorias en Mónaco (la segunda fue al año siguiente con McLaren), y se le escapaba en la lucha por el título. Seguramente no le importó demasiado.

En la previa del Gran Premio de Mónaco de este 2022, un vídeo de aquella anécdota de Raikkonen se ha hecho viral en las redes sociales. No tiene desperdicio.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Twitter no disponible por tus preferencias de privacidad

Además de su carácter peculiar, Raikkonen también ha dejado muestras de su talento en Mónaco, donde había ganado justo la temporada anterior, en 2005, también pilotando un McLaren. Fue la única victoria en el principado de un piloto genial, con un estilo rápido y agresivo en la pista y una personalidad muy especial fuera de ella.

Raikkonen con el trofeo de ganador del GP de Mónaco de 2005. (Foto: Boris Horvat / AFP / Getty Images).
Raikkonen con el trofeo de ganador del GP de Mónaco de 2005. (Foto: Boris Horvat / AFP / Getty Images).

VÍDEO | El hobby secreto de Lewis Hamilton tan arriesgado como la F1

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.