Kiev agradece ayuda de EEUU ante posible fracaso de tregua

EUR-GEN UCRANIA-GUERRA (AP)
EUR-GEN UCRANIA-GUERRA (AP)

El presidente de Ucrania alabó a Estados Unidos por incluir vehículos blindados antitanque en su último paquete multimillonario de ayuda militar y dijo que son “exactamente lo que necesitan” las tropas de Kiev para la guerra contra Rusia.

Los funcionarios, por su parte, dijeron que no estaba claro si Moscú cumplía la tregua unilateral de 36 horas que declaró con motivo de la Navidad ortodoxa y que Ucrania considera una estratagema.

El último paquete de ayudas estadounidenses anunciado el viernes por la Casa Blanca era el mayor hasta la fecha para Kiev y, por primera vez, incluye vehículos blindados Bradley, que disparan misiles antitanque.

En su discurso nocturno televisado del viernes, el presidente Volodymyr Zelenskyy, indicó que era “un paquete muy potente”.

“Por primera vez, recibiremos vehículos blindados Bradley, que es exactamente lo que necesitamos. Nuevas armas y proyectiles, incluyendo de alta precisión, nuevos cohetes nuevos drones. Es oportuno y potente", dijo.

Zelenskyy dio las gracias a su homólogo, Joe Biden, a los legisladores y a “todos los estadounidenses que aprecian la libertad y que saben que merece la pena protegerla”.

Las autoridades ucranianas afirmaron el sábado que el alto el fuego temporal declarado por Moscú por las fiestas religiosas del fin de semana parecía haber sido ignorado por algunas de sus tropas, que siguieron adelante con una invasión que dura ya casi 11 meses.

En la disputada región de Luhansk, en el este de Ucrania, el gobernador, Serhiy Haidai, reportó continuos bombardeos y ataques rusos. En una publicación en Telegram, Haidai indicó que en las tres primeras horas de la tregua que debía comenzar el viernes para la Nochebuena ortodoxa, las tropas del Kremlin bombardearon posiciones ucranianas en 14 ocasiones e irrumpieron en un asentamiento tres veces. La afirmación no pudo verificarse de forma independiente.

El Ministerio de Defensa de Gran Bretaña, uno de los principales proveedores de ayuda militar a Ucrania, dijo en su parte diario del conflicto el sábado que los “combates han continuado a un nivel rutinario en el periodo de la Navidad ortodoxa”.

Según explicó el Ministerio de Defensa ruso el viernes, las fuerzas ucranianas continuaron atacando sus posiciones, por lo que devolvieron el fuego, aunque no estuvo claro si esos supuestos choques ocurrieron antes o después del inicio de la tregua de Moscú.

Las autoridades ucranianas calificaron la orden unilateral de Moscú para una pausa de 36 horas de estratagema para ganar tiempo y permitir que sus fuerzas se reagrupen. La tregua debía terminar a medianoche del sábado en Moscú, las 23.00 horas en Kiev, la capital ucraniana.

Tanto funcionarios ucranianos como occidentales catalogaron el anuncio como un intento de Putin por ganar ventaja moral, además de tratar de arrebatar posiblemente la iniciativa en el campo de batalla y restar impulso a la contraofensiva ucraniana de los últimos meses.