Kerri Parker lucha por su vida

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 21 (EL UNIVERSAL).- Después de ser diagnosticada con un tumor cerebral que no se puede extirpar, la playmate Kerri Parker lucha por su vida con sustancias a base de cannabis.

Kerri, que vivía en la mansión Playboy con Hugh Hefner, ha optado por un tratamiento alternativo, antes de probar la quimioterapia, que incluye el cannabis.

Los médicos le han dicho que solo tiene ocho semanas para tratar el cáncer de manera integral antes de tener que comenzar seis ciclos de quimioterapia y un año de radioterapia, si ella quiere sobrevivir.

Hasta ahora, ha estado usando aceite de cannabis y ha encontrado una clínica en Estados Unidos, que ofrece un medicamento con menos efectos secundarios.

"Estoy usando aceite de cannabis y el cannabis ha detenido mis convulsiones. He notado que ha ayudado y en Estados Unidos lo atribuyeron todo a un tratamiento alternativo", explicó.

En octubre, antes de que se legalizara el aceite de cannabis, Kerri dijo que se arriesgaría cinco años tras las rejas antes que someterse a 12 rondas de quimioterapia en Reino Unido, donde sus médicos están al pendiente de su tratamiento cerebral.