La Justicia le ordenó al Gobierno que coordine el regreso “urgente” de dos varados que están en EE.UU.

·4  min de lectura
Llegan a Ezeiza pasajeros que estaban en el exterior
Gerardo Viercovich

La Justicia ordenó al Gobierno que en 24 horas coordine el regreso al país de dos personas con problemas de salud que están varadas en los Estados Unidos y que no pueden regresar por las nuevas restricciones impuestas para retardar el ingreso de nuevas variantes del Covid-19. Sin embargo este beneficio no alcanza a sus familias que deberán quedarse en el exterior.

Por eso es que uno de los pasajeros beneficiados por este habeas corpus decidió apelar para conseguir que la orden de regreso al país alcance también a su esposa y a su hijo menor de edad, pues no quiere seprarse de ellos, que se quedarían solos en los Estados Unidos y ni siquiera hablan inglés.

La decisión de hacer lugar a los habeas corpus las tomaron los jueces de la Cámara del Crimen Mauro Divito y Juan Esteban Cicciaro. No alcanza a los acompañantes y familiares de los dos viajeros, que se quedarán en el extranjero pues no acreditan los problemas de salud que motivaron esta medida.

El fallo hizo que lugar al habeas corpus fue dictado en favor de Gerardo Hugo Sarayottis y Cristian Masarik, y ordena que la Jefatura de Gabinete de Ministros, mediante la intervención de los ministerios u organismos correspondientes, dentro de las 24 horas de notificada, “proceda a coordinar el urgente ingreso al territorio argentino” de los dos pasajeros.

Ambos deberán someterse a los controles -previos y posteriores al viaje- que disponga la autoridad administrativa y, una vez en el país, tendrán que cumplir con el aislamiento que pudiere corresponder, advierte el fallo.

En el caso de Masarik, su abogado Juan Pablo Martini dijo a La Nacion que va a recurrir la medida ante la Cámara Nacional de Casación Penal y la Corte Suprema de Justicia porque entiende que el padre no puede estar separado de su esposa y su hijo menor de edad. Sostuvo que la decisión judicial implica una violación de los derechos del niño y de la familia. Sostuvo que hay una responsabilidad internacional de la Argentina por la violación de tratados internacionales e indicó que se hacerse lugar asi a su reclamo, hay una violación de los tratados de derechos humanos con jerarquía constitucional .

La Justicia procuró armonizar los derechos de los pasajeros a regresar y su derecho a la salud con los derechos generales a la salud pública, que es lo que pretende proteger la decisión administrativa que limita el ingreso de los pasajeros.

“Habrá de hacerse lugar a la pretensión de Gerardo Hugo Sarayottis, quien -de acuerdo con las constancias aportadas- presenta un antecedente de hematoma cerebral secundario a cavernoma cerebral, por lo que se encuentra bajo un tratamiento neurológico estricto y debe consumir diariamente la medicación prescripta, ya que fue sometido a sendas intervenciones quirúrgicas -durante los años 2010 y 2011-, dolencia que -en el marco acotado que supone esta acción- ha sido suficientemente acreditada y en relación con la cual el Estado Nacional no ha controvertido su seriedad”, escribieron los camaristas Mauro Divito y Juan Esteban Cicciaro.

Y agregaron que corresponde acceder a la solicitud a favor de Cristian Carlos Masarik, que debía regresar el 3 de julio, ya que -según el certificado médico acompañado- “sufre una arritmia supraventricular por la que se halla bajo control y tratamiento crónico, dolencia que -en el marco acotado que supone esta acción- ha sido suficientemente acreditada y en relación con la cual el Estado Nacional tampoco ha controvertido su seriedad”. Además informó que se le acabó la medicación que está tomando.

En el caso de los familiares de estas dos personas que los acompañan en el exterior, no están alcanzadas por la medida judicial.

Los camaristas dijeron que son competentes para decidir y que ya han dicho que se “han verificado la razonabilidad y proporcionalidad de las medidas que persiguen la protección de la salud de la población, al igual que la evitación del colapso del sistema sanitario”. Y señalaron que “el regreso de los habitantes al país no se encuentra -en rigor- prohibido sino limitado” a 600 personas .

La Corte Suprema despejó el camino para que vaya a juicio Carlos Pedro Blaquier, acusado de delitos de lesa humanidad

“Dichas consideraciones permiten, en el caso, descartar la pretendida inconstitucionalidad de la Decisión Administrativa cuestionada”, y aclararon que es posible conciliar los intereses en juego, por un lado, la protección de la salud de la población en general (que pretende la decisión administrativa) con el interés particular de los viajeros “cuya salud puede quedar en riesgo y que, claro está, al propio tiempo son acreedores del derecho de regresar al país”.

Con este norte es que tomaron la determinación de no hacer lugar al pedido de inconstitucionalidad de la decisión administrativa que limita el acceso a 600 personas ; declarar su competencia para intervenir, hacer lugar al habeas corpus de los dos viajeros por razones de salud y “que la Jefatura de Gabinete de Ministros, mediante la intervención de los ministerios u organismos que correspondan, dentro del término de 24 horas de notificada, proceda a coordinar el urgente ingreso al territorio argentino” de los pasajeros.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.