Julio De Vido contra Alberto Fernández: acusó de lawfare a Rafecas, su candidato a procurador

Paz Rodríguez Niell

El exfuncionario le envió una carta a la ministra de Justicia para impugnar la candidatura del juez federal, que tiene el respaldo del Presidente

El exministro de Planificación Federal Julio De Vido criticó al candidato a procurador general que propuso el Gobierno, Daniel Rafecas. Lo acusó de haber sido parte de ser parte del lawfare y de haber armado causas contra el kirncherismo.

Según De Vido, Rafecas tuvo una "actuación parcial, sesgada y temeraria" en el caso Odebrecht, en el que lo procesó.

Desde su casa de Zárate, donde cumple prisión domiciliaria, De Vido le envió una carta a la ministra de Justicia, Marcela Losardo, con una impugnación formal a la candidatura de Rafecas.

No es la primera vez que De Vido critica a Alberto Fernández por su actitud en relación con las causas de corrupción contra el kirchnerismo. Hace diez días había sostenido que el Gobierno no estaba "haciendo nada" para que Amado Boudou y él recuperaran la libertad y que a la Casa Rosada le resultaba "cómodo" que ellos estuvieran presos.

Fernández y De Vido en el Salón Blanco de la Casa Rosada, cuando compartían funciones en el Gabinete

En abril de 2018, Rafecas, titular de uno de los doce juzgados federales de Comodoro Py, procesó a De Vido por el caso Odebrecht. Lo encontró responsable de haber beneficiado durante su gestión a la empresa brasileña con contratos para la construcción de gasoductos por más de 2300 millones de dólares.

El exministro sostuvo que esa causa fue "un expediente judicial armado" en el que el juez emitió "resoluciones oportunistas" que difundió a través de "los medios de comunicación monopólicos" antes de notificárselas a las defensas.

"Funcional a la persecución más vil"

"Rafecas, a mi criterio, ha sido durante el régimen macrista funcional a la persecución más vil de la derecha Argentina y la embajada americana. Ha facilitado el lawfare y el armado de causas", afirmó De Vido. Según el exministro, el juez hizo una "manipulación política" del expediente y, para "defender su futuro laboral", buscó "el beneplácito de quienes detentaban el poder político".

Julio De Vido y su mujer en la quinta de Zárate, donde cumple prisión domiciliaria

Rafecas -dijo De Vido- "paralizó y manipuló su actuación judicial con servilismo hacia el poder de turno" y "sometió a escarnio a los responsables de las transformaciones producidas en los gobiernos de Néstor y de Cristina Kirchner".

En su carta, De Vido defendió las obras investigadas en la causa que instruyó Rafecas y alegó: "Un Gobierno legitimado por el 54% de los electores no es una asociación ilícita como pretenden enrostrar con el cúmulo de causas".

El respaldo de Fernández a Rafecas

El mes pasado, cuando propuso oficialmente a Rafecas, Fernández dijo que se trataba de "un jurista reconocido internacionalmente y una eminencia" del Derecho. "Confío en su independencia y capacidad", sostuvo el Presidente.

El proceso de designación del nuevo procurador está ahora en la instancia de impugnaciones y adhesiones en el Ministerio de Justicia. Después, el Gobierno enviará el pliego de Rafecas al Senado. Para conseguir el acuerdo de la Cámara alta, el oficialismo necesita reunir una mayoría especial de dos tercios.