Jujuy: una joven dejó encerrado con candado a su hijo de cinco años por más de 16 horas para salir de fiesta

·3  min de lectura
La Unidad Fiscal a cargo ordenó que la mujer sea arrestada preventivamente
La Unidad Fiscal a cargo ordenó que la mujer sea arrestada preventivamente - Créditos: @El Tribuno

Una mujer de 27 años fue demorada en Jujuy por dejar encerrado a su hijo de cinco años dentro de una habitación por más de 16 horas para salir de fiesta. El caso de maltrato infantil tuvo lugar este fin de semana en el barrio San Cayetano de la capital jujeña. El llanto desesperado del niño alertó a los vecinos, que dieron aviso a las autoridades policiales y luego fueron citados a prestar declaración ante la fiscalía que lleva adelante la investigación.

Según informó El Tribuno, fue el concubino de la mujer quien se presentó en una seccional local para dar cuenta de la desesperante situación, mientras otra persona se encargaba de comunicarse con la madre del niño para que exigirle que regresara a su casa porque el nene no paraba de llorar y hacía mucho tiempo que estaba sin comer. Cuando los efectivos ingresaron al domicilio, se encontraron con la puerta de la habitación cerrada con candando.

Se separó, aprendió a manejar a los 49 años y dejó una contundente reflexión: “Todo se logra”

La policía se presentó en el lugar y alertó a la Línea 102, que también se hicieron cargo de la situación. Al mediodía del domingo, la mujer reapareció en su vivienda. Sin embargo, la Justicia decidió entregar al niño a su padre biológico -un joven de 23 años- e iniciar las actuaciones de rigor para conocer en qué condiciones vivía y si fue dejado solo tantas horas en otras oportunidades.

Por otra parte, se supo que la Unidad Fiscal especializada en estos tipos de delitos ordenó que la mujer sea arrestada preventivamente y solicitó que el niño sea entrevistado en Cámara Gesell para avanzar con la investigación.

Condena

En mayo pasado, la Justicia de Salta condenó a prisión perpetua a Micaela Noemí Colque, una joven acusada de homicidio calificado en perjuicio de su hija de dos años, que, en junio del año pasado, llegó sin vida a un centro de salud de la capital provincial, con signos de maltrato infantil, según confirmaron medios locales.

De acuerdo a lo publicado por El Tribuno, Micaela Noemí Colque dejó a su hija de dos años sola durante 48 horas en su casa del barrio San Francisco Solano, de Salta, y cuando regresó a su domicilio al evidenciar que la menor no respiraba, la llevó a un centro de salud. Allí, la mujer argumentó que la beba se había ahogado mientras comía yogurt y galletitas.

Micaela Colque
Micaela Colque

Los hechos ocurrieron el 21 de junio del año pasado, cuando la acusada llegó al centro de salud del barrio San Francisco Solano, de la capital salteña, con su hija en los brazos, que no presentaba signos vitales y en cambio tenía notorias lesiones en el rostro.

En la requisitoria fiscal de elevación a juicio se dio por acreditado que Colque dejó a su hija de dos años sola durante dos días, y cuando regresó a su casa, al advertir que la niña no respiraba, la llevó al centro de salud y adujo que se había ahogado mientras consumía yogurt y galletas.

Cantaba un chamamé en Corrientes cuando la pantalla gigante se le cayó encima

El personal médico le realizó maniobras de reanimación, pero la niña ya no tenía signos vitales y presentaba una temperatura corporal baja, a la vez que pudieron observar a simple vista que tenía signos de golpes y escoriaciones en la cara.

Además, la pequeña presentaba un avanzado estado de desnutrición y deshidratación, y múltiples heridas contusas en todo el cuerpo. La mujer, inicialmente, estuvo imputada por el delito de abandono de persona seguido de muerte, pero luego, con los elementos de convicción reunidos, se agravó la acusación.