Jugadoras renuncian a selección española, por técnico

·3  min de lectura
ARCHIVO - Las seleccionadas de España aplauden al final de un partido de la Eurocopa ante Alemania, el 12 de julio de 2022, en Londres (AP Foto/Alessandra Tarantino, archivo) (ASSOCIATED PRESS)

MADRID (AP) — Quince jugadoras renunciaron a la selección española de fútbol, luego que su exigencia de un cambio de técnico fue rechazada el jueves por la federación.

La Real Federación Española de Fútbol informó que había recibido correos electrónicos de las 15 futbolistas, “con la misma redacción”, en los que advierten que se alejarán de la selección si el entrenador Jorge Vilda no es destituido.

Las jugadoras "manifiestan que la actual situación generada les afecta ‘de forma importante’ en su ‘estado emocional’ y en su ‘salud’ y que, ‘mientras no se revierta’, renuncian a la selección nacional de España”, explicó la RFEF.

El organismo rector del fútbol en el país no dio detalles sobre el problema ni identificó a las futbolistas que presentaron la exigencia. De acuerdo con la prensa española, entre las jugadoras descontentas no figura Alexia Putellas, ganadora del más reciente Balón de Oro.

La Federación advirtió que “no va a permitir que las jugadoras cuestionen la continuidad del seleccionador nacional y de su cuerpo técnico, pues tomar esas decisiones no entra dentro de sus competencias”. Añadió que tampoco “va a admitir ningún tipo de presión por parte de ninguna jugadora a la hora de adoptar medidas de ámbito deportivo”.

"Este tipo de maniobras se encuentran alejadas de la ejemplaridad y fuera de los valores del fútbol y del deporte y son nocivas”, recalcó.

El comunicado menciona que, de acuerdo con la legislación española, no aceptar una convocatoria a una selección nacional se considera una infracción grave que puede llevar a sanciones de entre dos y cinco años.

Si bien la RFEF aclaró que no buscará esos castigos, enfatizó que sólo convocará de nuevo a las futbolistas en cuestión “si asumen su error y piden perdón”.

El asunto “ha pasado a ser de una cuestión deportiva a una cuestión de dignidad” y “la selección es innegociable”, recalcó la Federación. “Es una situación sin precedentes en la historia del fútbol, tanto masculino como femenino, en el ámbito español y mundial”.

Añadió que “la selección necesita jugadoras comprometidas con el proyecto, con la defensa de nuestros colores y orgullosas de vestir la camiseta de España”.

Vilda dijo a medios españoles que las jugadoras infringieron algunos códigos de conducta en los vestuarios, pero no dio detalles.

Recientemente, las jugadoras dijeron en una conferencia de prensa que querían ver algunos cambios en la selección, sin llegar a exigir la renuncia de Vilda.

El presidente de la RFEF ha adoptado posturas severas en confrontaciones anteriores con otros dirigentes del fútbol español. Poco después de asumir la presidencia, destituyó al técnico de la selección masculina Julen Lopetegui, unos días antes del Mundial de 2018, por aceptar el empleo de estratega del Real Madrid sin avisar antes a la Federación.

Vilda tomó las riendas de la selección femenina en 2015, como reemplazo de Ignacio Quereda, quien después fue acusado por algunas jugadoras, quienes dijeron que las maltrataba verbalmente.

España cayó ante Inglaterra, la eventual campeona, en los cuartos de final de la Eurocopa femenina disputada este año.