Juez dicta 90 días de prisión a exguerrillero que arriesgó su vida por Ortega

·3  min de lectura

Managua, 15 jun (EFE).- El combatiente histórico sandinista Hugo Torres, que en 1974 arriesgó su vida para liberar de la cárcel al presidente del país, Daniel Ortega, permanecerá en prisión hasta por 90 días bajo la acusación de "incitar a la injerencia extranjera en los asuntos internos" de Nicaragua, según informó este martes el Ministerio Público.

El general de brigada en retiro y exjefe de inteligencia militar fue aprehendido el domingo pasado en su domicilio, en Managua, en un operativo en el que las autoridades, según dijo antes de su arresto, utilizaron drones y desplegaron un fuerte contingente policial.

Otros que permanecerán encarcelados durante tres meses, acusados por los mismos delitos, son el exvicecanciller Víctor Hugo Tinoco y la disidente sandinista Suyen Barahona, indicó la Fiscalía en una declaración.

El Ministerio Público explicó que la Justicia admitió la solicitud de ampliación a 90 días del plazo para la investigación complementaria durante una audiencia especial de garantías constitucionales y dictó la "detención judicial" por tres meses contra los tres políticos opositores.

DOS HISTÓRICOS EXGUERRILLEROS EN PRISIÓN

La Policía de Nicaragua, que dirige Francisco Díaz, un consuegro del mandatario, detuvo el domingo pasado a esos tres disidentes sandinistas.

Durante el pasado fin de semana, la Policía arrestó a un total de seis disidentes que forman parte de la directiva de la Unión Democrática Renovadora (Unamos), antes llamado Movimiento Renovador Sandinista (MRS), una escisión del gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

Entre los aprehendidos está la también exguerrillera Dora María Téllez, quien junto a Torres, y otros, participaron el 22 de agosto de 1978 en el comando sandinista que tomó por asalto el Palacio Nacional e hizo rehenes a los legisladores afines al dictador Anastasio Somoza Debayle, derrocado hace casi 42 años.

Antes de su arresto, Torres grabó un video en el que recordó que "hace 46 años arriesgué la vida para sacar de la cárcel a Daniel Ortega y a otros compañeros presos políticos".

El 27 de diciembre de 1974 Torres participó en un comando sandinista que asaltó a la residencia de uno de los ministros de Somoza Debayle, que permitió la liberación de un grupo de reos políticos, entre ellos Ortega, que llevaba siete años en prisión.

GENERALES EN RETIRO GUARDAN SILENCIO

La acción mantuvo como rehenes a importantes miembros del gabinete de Somoza Debayle, que se encontraban en una fiesta en la casa de José María Castillo Quant, ministro de Gobierno, fallecido la noche del ataque.

Un grupo de 13 guerrilleros participaron en el asalto del denominado "Comando Juan José Quezada", incluyendo a Torres y otros tres que llegaron a convertirse en jefes de las fuerzas armadas de Nicaragua: Joaquín Cuadra, Javier Carrión y Moisés Omar Halleslevens, que han guardado silencio sobre la aprehensión de su antiguo compañero de lucha.

La Policía también mantiene bajo arresto a los aspirantes presidenciales de la oposición Cristiana Chamorro, Arturo Cruz, Félix Maradiaga y Juan Sebastián Chamorro García.

Además, al extitular del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) José Adán Aguerri, al también exvicecanciller José Pallais, a la activista opositora Violeta Granera, a los seis disidentes sandinistas, y a dos excolaboradores de una ONG que han sido detenidos en las últimas dos semanas bajo la acusación de diversos delitos.

Las detenciones de opositores se dan a falta de cinco meses para las elecciones generales de Nicaragua, que se celebrarán el próximo 7 de noviembre, en las que Ortega, en el poder desde el 2007, busca una nueva reelección.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.