JP Morgan le da a Florentino donde más le duele y le deja solo

TresB
·3  min de lectura

En su entrevista en ‘El Larguero’ de la Cadena SER, Florentino Pérez aseguraba que el proyecto de la Superliga Europea no se ha parado y que simplemente se encuentra “en standby”. Sin embargo, la idea de la competición entre los grandes clubes al margen de la UEFA se sigue desmoronando y el presidente del Real Madrid cada vez está más solo en su defensa.

Florentino Pérez, presidente del Real Madrid. (Foto: Senhan Bolelli / Anadolu Agency / Getty Images).
Florentino Pérez, presidente del Real Madrid. (Foto: Senhan Bolelli / Anadolu Agency / Getty Images).

En la creación de esta competición jugaba un papel primordial JP Morgan. La entidad financiera estadounidense había dado viabilidad económica al proyecto al garantizar a Real Madrid, Barcelona, Atlético de Madrid, Manchester United, Liverpool, Chelsea, Manchester City, Arsenal, Tottenham, Juventus, Inter de Milán y Milan 3.500 millones de euros. Parte de esa cantidad se la repartirían entre ellos (aunque no de manera equitativa) y con el resto se impulsaría la Superliga.

Sede del banco estadounidense JP Morgan en Nueva York. (Foto: John Smith / VIEWpress / Getty Images).
Sede del banco estadounidense JP Morgan en Nueva York. (Foto: John Smith / VIEWpress / Getty Images).

Apenas 48 horas después de su anuncio, el proyecto se venía abajo con la salida de los clubes ingleses ante las críticas de UEFA, FIFA, otros equipos, jugadores, entrenadores, políticos y aficionados. Les siguieron después los italianos y el Atlético de Madrid. Mientras tanto, JP Morgan había guardado silencio, pero el banco ya se ha pronunciado tras el fiasco de la Superliga.

“Claramente juzgamos mal la forma en que este acuerdo sería visto por la comunidad futbolística en general y cómo podría afectarles en el futuro. Aprenderemos de esto”, ha admitido en un comunicado enviado a diferentes medios de comunicación un portavoz de la entidad estadounidense.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

El comunicado llega el mismo día en el que el semanario alemán ‘Der Spiegel’ ha destapado que los 12 clubes fundadores de la Superliga habían llegado a un acuerdo con JP Morgan para devolverle casi 6.100 millones en 23 años.

Con JP Morgan bajándose ahora del barco, parece que el proyecto liderado por Florentino Pérez está ahora en una situación algo más complicada que en un simple standby. El único apoyo que le queda ahora al máximo mandatario blanco es el de su homólogo del Barcelona, Joan Laporta, que se posicionó claramente a favor del proyecto diciendo que es “absolutamente necesario” en unas declaraciones a TV3, aunque advirtió de que “la última palabra” la tendrán los socios del club.

“Tenemos una posición de prudencia. Es una necesidad, pero la última palabra la tendrán los socios. Pero es absolutamente necesario. Los clubes grandes aportan muchos recursos y tenemos que decir nuestra opinión respecto al reparto económico”, ha señalado Laporta.

El presidente del Barcelona, Joan Laporta. (Foto: Pedro Salado / Quality Sport Images / Getty Images).
El presidente del Barcelona, Joan Laporta. (Foto: Pedro Salado / Quality Sport Images / Getty Images).

El Barcelona es, además del Real Madrid, el único equipo fundador de la Superliga que se mantiene en el proyecto. Los dueños de los equipos de la Premier no solo se han retirado, sino que, en algunos casos, han pedido perdón a los aficionados y temen que el gobierno de Boris Johnson lleve a cabo reformas que les perjudiquen.

Con solo dos equipos en liza, la UEFA y la FIFA fortalecidas, gobiernos amenazando, el rechazo de aficionados, clubes e instituciones y el abandono ahora de JP Morgan, parece que el proyecto liderado por Florentino se sigue hundiendo, aunque el presidente del Madrid y el del Barcelona se niegan a enterrarlo definitivamente.

Más historias que te pueden interesar: