José Ignacio: la intimidad del pueblo que este verano recobró el ritmo de otra época

Nathalie Kantt