José Hoek: "la música electrónica nunca muere"

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, junio 1 (EL UNIVERSAL).- Para José Hoek hacer música electrónica siempre ha sido como remar contracorriente. El músico venezolano reconoce que en su país de origen son otros ritmos los que prevalecen o son más sonados, pero esto no lo detuvo para comenzar con su pasión tras el sonido de los sintetizadores.

Buscando posicionar su propuesta, Hoek ha tenido que viajar a otros países como Estados Unidos, Colombia y México, pero hace dos años pudo volver a su país natal antes de que la pandemia se declarara y un años después encontró un nicho de compatriotas que compartían su pasión. Con ellos realizó el festival "Yo me quedo en casa", en marzo del 2020.

"Participamos 150 actos, fue muy bonito ver artistas de nivel haciendo escena, eso dice mucho de que este tipo de música puede que sufra y a veces, baje de popularidad, pero nunca muere, Para mí estar en esto tiene un carácter de contracultura, de prevalecer contra corriente manteniendo la convicción de lo que uno hace y aun así hay mucha gente y un nicho de fans que toman esto con mucha credibilidad, es toda una experiencia remar en este río de ritmos caribeños y de todo lo demás con mi humilde propuesta", dijo Hoek en entrevista.

El camino nunca fue fácil para Hoek, quien en sus inicios creaba su propuesta a partir de instrumentos musicales electrónicos y no como ahora, con la ayuda de las funciones de tecnología.

"Usaba samplers que tenían disquetes era una locura, yo cargaba los disquetes para todos lados y bueno, el sampler era toda una experiencia como una máquina en escena y todo super complicado y los sintetizadores los ejecutaba en vivo, todo análogo y desde ahí siempre mantuve el interés por la música electrónica desde la óptica, desde el instrumento como máquina, si bien hay maravillas desde el punto digital ahora y mucho software que emula sonidos de sintetizadores, para mí, aun cuando me encanta toda esa tendencia, disfruto más la experiencia con la máquina y generar el sonido primario, es clave en mi proyecto", afirmó el músico.

Durante la pandemia aprovechó el encierro para crear un nuevo disco, del que se desprende su nuevo sencillo "Los aviones", tanto este como los dos anteriores mezclan un poco de rock y pop con la electrónica pues Hoek quería experimentar con un sonido más relajado.

"Uno de los grandes cambios de este año ha sido generar una transición a un sonido más ligero, no fue algo deliberado, simplemente venía de una carga de producción muy fuerte en Trémolo Park (su anterior disco) y lo que me latio fue ir con música más ligera y ha sido todo un reto en cuanto producción porque cuando uno le pone menos elementos a la música los tiene que justificar mejor y juntarlos ha sido todo un reto de entender que a veces menos es más".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.