Johnson rinde tributo a los trabajadores sanitarios en su mensaje Navideño

·2  min de lectura

Londres, 24 dic (EFE).- El primer ministro británico, Boris Johnson, dedica este año su mensaje navideño a la nación a rendir tributo a los trabajadores sanitarios que afrontan la oleada de infecciones de coronavirus durante el periodo festivo y urgir a los británicos a que continúen vacunándose con una dosis de refuerzo.

En un discurso grabado en su residencia de Downing Street, que se publicará en la cuenta oficial de Twitter de Johnson el viernes por la mañana, el jefe de Gobierno expresa su agradecimiento a "todos aquellos en el NHS (sanidad pública) que trabajan en Navidad", a los "empleados sociales" y a todos aquellos involucrados en la campaña de vacunación.

"Tras dos años de esta pandemia, no puedo decir que la hayamos superado", señala el primer ministro en el vídeo, en el que aparece frente a un gran árbol iluminado.

Johnson pide a los británicos que tengan "especial cuidado" al reunirse durante los próximos días con familiares de avanzada edad o vulnerables, aunque asegura que estas Navidades serán "significativamente mejores" que las anteriores, cuando en el Reino Unido se restringieron los encuentros sociales para evitar contagios.

A pesar del avance de la variante ómicron, que ha disparado los casos en el país, el Gobierno no ha establecido restricciones más allá de las mascarillas en ciertos espacios interiores y el pase covid en discotecas.

"Podemos llevar a cabo las celebraciones con aquellos que más queremos y levantar nuestra copa por aquellos que no pueden estar con nosotros", esgrime Johnson en su alocución.

El jefe de Gobierno sostiene que en los días previos a la Navidad los británicos "se han dado unos a otros un regalo invisible y de incalculable valor".

"Hemos estado recibiendo la vacuna que nos protege a nosotros y evita que infectemos a los demás", agrega.

"Espero que me perdonen por sentirme orgulloso del inmenso espíritu de cooperación que la gente de este país ha mostrado. Vacunándose no solo para sí mismos, para nosotros, sino para sus amigos, sus familiares y todos aquellos con los que se reúnen", continúa Johnson.

"Después de todo, es la enseñanza de Jesucristo, cuyo nacimiento está en el centro de este enorme festival, que deberíamos amar a nuestros vecinos como nos amamos a nosotros mismos", declara.

A pesar de que cada vez hay menos tiempo para comprar regalos de última hora antes de Navidad, "todavía hay algo maravilloso que pueden darles a sus familias y al país entero: recibir una vacuna, ya sea su primera, segunda dosis, o bien la de refuerzo", concluye el primer ministro.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.