Johnny Deep dejó ciertos platillos para superar a Amber Heard

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 28 (EL UNIVERSAL).- Uno de los mayores escándalos legales del 2022 fue sin duda el juicio que Amber Heard llevó a cabo contra Johnny Depp, bajo demandas de violencia psicológica y verbal. Luego de una batalla de defensas de ambos actores, quien resultó favorecido con la resolución de la justicia fue el actor de 59 años, que pudo limpiar su imagen de las acusaciones y demandas que se desestimaron.

Luego de la sentencia, se determinó que Amber Heard debía resarcir los daños ocasionados por las acusaciones y calumnias en contra de Johnny Depp, y la actriz se instaló en España para comenzar una nueva vida, lejos de los medios. Pero lo cierto es que ambos artistas tuvieron que comenzar una nueva etapa, con contención psicológica.

Una de las acciones que tuvo que ejecutar el productor, que en junio del 2023 cumplirá sus 60 años, fue deshacerse de experiencias y objetos que le hicieran recordar a su matrimonio fallido y a su ex esposa que lo llevó a juicio. Una de las decisiones tomadas fue vender todo aquello que lo vinculaba a Heard.

La venta de los objetos e inmuebles no fue por motivos de dinero, sino por una decisión de tipo emocional, para poder soltar el pasado más rápido. Además de deshacerse de lo material, el actor tampoco pudo volver a comer en restaurantes que frecuentaba con su ex pareja y, en un plano mucho más personal e íntimo del hogar, tampoco pudo volver a disfrutar uno de sus platillos favoritos.

La comida que Johnny Depp amaba comer en compañía de Amber era la sopa de miso. Este es un platillo que él mismo aprendió a preparar para complacer a su ex compañera de vida y que decidió erradicar de su dieta por una cuestión de tipo emocional. La comida es originaria de Japón y consiste en una preparación a base de caldo dashi y pasta de miso, que además contiene condimentos y especias para aportar sabor, pero también minerales y proteínas al cuerpo.