El jefe de los fiscales apoyó a Stornelli y criticó a Ramos Padilla

Iván Ruiz

El fiscal Stornelli

Eduardo Casal, el jefe de los fiscales, rechazó el pedido del juez Alejo Ramos Padilla para que el Ministerio Público Fiscal resolviera los expedientes administrativos contra Carlos Stornelli y así, ya sin la inmunidad, el magistrado pudiera dictarle la prisión preventiva al fiscal en el caso D'Alessio.

En una dura resolución, Casal cuestionó el pedido de Ramos Padilla por considerarlo improcedente y, además, atacó al juez federal de Dolores por las críticas que le había realizado al Ministerio Público. El procurador sostuvo que, al revés de lo que reclama el juez, es Ramos Padilla quien debe dictar primero la prisión preventiva que, luego, quedaría sujeta a la resolución de los expedientes administrativas que por ahora le aseguran inmunidad a Stornelli.

"Es que, de lo contrario se invertiría el orden lógico, al pretenderse la supresión del fuero sin una resolución judicial concreta que, por un lado, justifique su análisis y, por otro, permita la defensa del afectado [Stornelli]", escribió Casal en la resolución, a la que accedió LA NACION.

El Ministerio Público mantiene abierto dos sumarios internos que investigan tanto la rebeldía judicial de Stornelli en el caso D'Alessio, después de que se negara a declarar en indagatoria durante siete meses, como su conducta durante la instrucción del caso de los cuadernos. El consejo evaluador del organismo concluyó que tomará una resolución respecto del caso D'Alessio solo cuando la Justicia dicte una sentencia en el expediente.

Casal, un procurador de bajo perfil, no ahorró críticas en su respuesta al juez Ramos Padilla. El magistrado había cuestionado la falta de celeridad de la investigación interna y apuntado que eso entorpecía la investigación en el plano penal. El procurador general sostuvo que las afirmaciones del juez de Dolores son "un serio menoscabo" de las atribuciones del Ministerio Público.

"Llama la atención que el propio magistrado que atribuye demora a la actividad de esta institución es quien concluye expresamente que Stornelli se puso a derecho, como consecuencia de un dictamen desfavorable del Consejo Evaluador, al que se llegó como consecuencia del procedimiento seguido por decisión unánime de ese mismo órgano asesor, lo que denota una grave contradicción en sus propios términos", escribió Casal.

El jefe de los fiscales concluyó: "Las expresiones utilizadas aparecen infundadas y alejadas de la prudencia, mesura y circunspección indispensables en los actos de un magistrado".

La acusación

Ramos Padilla procesó la semana última a Stornelli como miembro de una asociación ilícita que extorsionaba a empresarios y que realizaba tareas de espionaje ilegal. Esa banda -sostiene el juez de Dolores- estaba integrada también por el falso abogado Marcelo D'Alessio, dos excomisarios de la Policía Bonaerense y el fiscal Juan Bidone, entre otros.

"El fiscal federal Carlos Stornelli, como se dijo, aparece claramente vinculado con la actividad ilícita desarrollada por esta asociación dedicada al espionaje y la inteligencia ilegal, en particular a partir de prueba hallada en el domicilio de Marcelo D'Alessio", consideró Ramos Padillla.

El juez enumeró siete hechos por los cuales Stornelli habría cometido incumplimiento de los deberes de funcionario público. Detalló una operación contra un directivo de la empresa petrolera PDVS, una supuesta operación de espionaje contra el abogado José Manuel Ubeira, una presunta operación de espionaje contra Jorge Castañon, una extorsión a Pedro Etchebest y distintos intercambios de información con D'Alessio para investigar causas judiciales.