Japón va a castigar duramente los insultos en Internet y puede ser ejemplo para todos

·3  min de lectura

La popularización de Internet y las redes sociales en el planeta ha tenido numerosos efectos positivos, pero también algunas consecuencias negativas. Una de las principales es que han dado cabida a los discursos del odio, generándose en muchas ocasiones casos de ciberacoso.

Una práctica más o menos común en numerosos países del planeta y también, por supuesto, en España. No hay que retroceder muy atrás en el tiempo para ver un caso de lo más sonado. Fue el de Chanel tras ganar el Benidorm Fest. La artista se vio obligada a cerrar su cuenta de Twitter después de su victoria por el odio que recibió.

La luchadora Hana Kimura se suicidó en Japón por el odio recibido. (Photo by Etsuo Hara/Getty Images)
La luchadora Hana Kimura se suicidó en Japón por el odio recibido. (Photo by Etsuo Hara/Getty Images)

Situaciones estas que se producen con asiduidad y a las que los Gobiernos están teniendo dificultades para ponerles coto. Sin embargo, Japón ha decidido dar un paso adelante y pretende penalizar con dureza los insultos en Internet. Como telón de fondo, el suicidio en 2020 de la luchadora Hana Kimura debido a los mensajes ofensivos recibidos por las redes sociales.

El país nipón ya castigaba las vejaciones en línea, pero ahora ha endurecido su legislación de una forma importante. Tanto es así, que se ha pasado de arrestos por menos de 30 días y 10.000 yenes de multa (70 euros) a cumplir hasta un año de cárcel y abonar 300.000 yenes (2.128 euros). Una manera de dejar claro que no se van a tolerar comportamientos indeseables e intentar conseguir que los ciberacosadores se lo piensen dos veces antes de volcar su odio sobre otras personas.

Esta medida acaba de ser aprobada por el Parlamento japonés y entrará en vigor a finales del verano, tal y como revela la CNN. Si tiene éxito, es posible que otros países se apresuren a imitarlo, convirtiéndose en un referente a los castigos por delito de odio en Internet. Sin embargo, de momento el proyecto ha estado envuelto en controversia.

Y es que los que se oponen a él argumentan que puede impedir la libertad de expresión y la crítica al poder, dos elementos que van unidos a cualquier democracia que se precie. Finalmente, se consiguió su aprobación con una condición: la ley se examinará nuevamente dentro de tres años para evaluar su impacto en la libertad de expresión.

Chanel Terrero recibió mensajes de odio tras su victoria en el Benidorm Fest. (Photo by Daniele Venturelli/Daniele Venturelli / WireImage )
Chanel Terrero recibió mensajes de odio tras su victoria en el Benidorm Fest. (Photo by Daniele Venturelli/Daniele Venturelli / WireImage )

El temor lógico es que no se utilice esta nueva ley de la forma adecuada. Cabe recordar que la medida no ha definido lo que se califica como insulto, por lo que la interpretación queda abierta y puede haber evidentes conflictos entre acoso y libertad de expresión, separando una fina línea a ambas.

Por ejemplo, llamar idiota al primer ministro japonés, ¿qué sería? Según la legislación vigente, podría acogerse a esta nueva ley y la persona que insulta podría ir a la cárcel, pero al mismo tiempo parece claro que es uso de la libertad de expresión. Por tanto, el país todavía está dejando muchas cosas a la improvisación que deberán ser explicadas.

El caso de Hana Kimura

Hana Kimura, la joven luchadora de 22 años, que también tomó parte en un reality show de Netflix llamado Terrace House, recibió numerosos mensajes de odio a través de las redes sociales durante meses y se suicidó por este motivo en mayo de 2020.

Su fallecimiento provocó una gran conmoción social en el país y dio pie a un intenso debate sobre el ciberacoso, que ha culminado con esta ley, que pretende acabar con esta práctica. Dentro de tres años, tendremos los resultados.

EN VÍDEO I Un grupo de mujeres acosa a un taxista durante un trayecto y las redes se vuelcan con él

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.