Iztapalapa busca romper récord por catrina más grande del mundo

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 31 (EL UNIVERSAL).- "De Iztapalapa para el mundo, tenemos la catrina más grande del mundo", dijo la alcaldesa Clara Brugada, refiriéndose a la catrina de 28 metros de alto creada con motivo de la celebración de Día de Muertos, con la cual, el próximo año buscan romper el récord Guinness el próximo año y superar a las que se encuentran en Zapotlanejo y Puerto Vallarta, Jalisco, ambas miden 23 metros de altura.

Esta pieza también es una marioneta. Operada por una grúa, la catrina cuenta con articulaciones en los brazos, su mandíbula abre y cierra y sus ojos también son controlados por medio de cables.

La monumental catrina es obra del artista Hugo Peláez Goicochea y otros 15 artesanos locales. Está construida principalmente con alambres, cartón y largas telas rosas y negras de más de 20 metros de largo que constituyen su faldón, del que artistas circenses emergen durante sus presentaciones.

Estos se han capacitado en el Centro Cultural El Transformador, también de la Alcaldía Iztapalapa, para desarrollar un espectáculo que incluye baile en zancos, batucada, danza contemporánea y aérea.

Desde este lunes y hasta el viernes 4 de noviembre, esta obra será exhibida en la Macroplaza de Iztapalapa junto con 17 ofrendas tradicionales creadas por distintos pueblos originarios de la alcaldía.

En el 2021, la alcaldía exhibió la escultura del Niño Dios más grande del mundo, con más de cuatro metros de largo.