Italiana Eni reanudará recepción de crudo venezolano tras pausa de cuatro meses

FOTO DE ARCHIVO-El logo de Eni frente a la sede de San Donato Milanese

Por Marianna Parraga

HOUSTON, 7 nov (Reuters) -Venezuela le asignó a una unidad de la petrolera italiana Eni dos cargamentos de 1 millón de barriles de crudo diluido cada uno, para ser cargados en noviembre, según un documento de la estatal PDVSA visto por Reuters el lunes.

Los embarques marcan la reanudación de un acuerdo de petróleo por deuda autorizado por el gobierno de Estados Unidos a principios de este año como una excepción a su régimen de sanciones a Venezuela, que se había mantenido en pausa desde julio.

PDVSA debe miles de millones de dólares a sus socios en decenas de empresas mixtas de petróleo y gas, lo que ha llevado a algunas compañías extranjeras a abandonar el país con las manos vacías, mientras que otras han recurrido a Washington en busca de autorizaciones que puedan ayudar a reducir las deudas pendientes.

Eni planea transportar el crudo venezolano en los tanqueros tipo Suezmax, África y Gladiator. África estaba en aguas venezolanas el lunes esperando para cargar, mientras que Gladiator tiene programado partir de aguas estadounidenses a Venezuela después de descargar un embarque previo, según datos de monitoreo de buques de Refinitiv Eikon.

El destino previsto de los dos cargamentos es Bilbao, en España, según el documento de PDVSA.

Entre junio y julio, Eni recibió un total de 3,6 millones de barriles de crudo diluido venezolano (DCO, por su sigla en inglés). Debido a la capacidad limitada de Eni para procesar petróleo pesado en sus refinerías italianas, Eni entregó la mayor parte de ese volumen a la española Repsol.

Eni y Repsol no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios.

El crudo venezolano recibido en Europa durante el verano boreal ayudó particularmente a Repsol. El director ejecutivo de la compañía española, Josu Jon Imaz, dijo en julio que el flujo estaba permitiendo una "nueva dinámica" para su negocio en Venezuela y brindando una mejor economía para sus refinerías.

(Reporte de Marianna Párraga en Houston. Editado por Mayela Armas.)