Italia-Croacia en pleito por denominación de origen Prosecco

·2  min de lectura

PROSECCO, Italia (AP) —

En pequeñas secciones de terreno adosado con vista a la bahía compartida por Italia, Eslovenia y Croacia, Milos Skabar revive una tradición centenaria de la viticultura conocida como Prosekar, que comparte raíces con su más conocido primo espumoso, el Prosecco.

Pero esta espumante mezcla más humilde, prácticamente desconocida fuera de la ciudad portuaria de Trieste, Italia, en donde se produce en una franja de terreno entre el mar Adriático y Eslovenia, está atorada en una disputa a punto de explotar: Los productores del muy popular vino espumoso de Italia Prosecco luchan para evitar que los enólogos croatas usen el nombre Prosek para su vino dulce.

El puñado de productores de Prosekar esperan aprovechar sus vínculos con el lugar de origen de Prosecco, justo arriba de Trieste, para que su vino sea más reconocido, pero también les preocupa que el nombre esté en riesgo.

“El vino Prosekar es el original, porque nació 300 años antes que el Prosecco”, dijo Skabar mientras inspeccionaba su viñedo con vista al puerto y, a la distancia, la hilera verde oscuro de las colinas de Eslovenia. “Así que, es el padre de Prosekar, Prosecco, Prosek y todos los demás”.

En la batalla no sólo está en juego la santidad de Prosecco, el vino más vendido en el mundo, sino también el sistema de la Unión Europea de designaciones geográficas creadas para garantizar la distinción y calidad de los alimentos, vinos y licores artesanales, dicen los defensores. Ese mercado tiene un valor de aproximadamente 75.000 millones de euros (87.000 millones de dólares) al año: la mitad en vinos, según un estudio de 2020 realizado por la Comisión Europea, la rama ejecutiva de la UE.

El gobierno italiano ha prometido defender el nombre Prosecco y otros fabricantes de productos protegidos con distintivas raíces geográficas, desde el queso Parmigiano Reggiano de Italia, hasta el Champagne de Francia, se movilizan conforme la Comisión Europea se prepara para deliberar sobre la petición de Croacia de etiquetar su vino de nicho con el tradicional nombre Prosek.

“El problema para nosotros no es que estos productores, que producen un número muy reducido de botellas, entren a nuestro mercado. Sino que es la confusión que generaría entre los clientes”, dijo Luca Giavi, director general del consorcio Prosecco DOC, que promueve el Prosecco y asegura la calidad de los vinos bajo la designación “denominación de origen controlada” de la UE.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.