Israel detiene a cuatro sospechosos de matar a un colono en Cisjordania

·2  min de lectura

Jerusalén, 19 dic (EFE).- Las autoridades israelíes detuvieron hoy a cuatro palestinos sospechosos de haber participado en la emboscada en la que mataron a tiros a un colono e hirieron a otros dos el jueves en un asentamiento ilegal al norte de Cisjordania ocupada.

"Durante una actividad operativa y de inteligencia de la noche a la mañana, los cuatro terroristas que llevaron a cabo el ataque a tiros el jueves pasado fueron capturados", anunció el Ejército en un comunicado.

Los sospechosos fueron detenidos en el aldea palestina de Silat al-Haaretia en un operativo en el que participaron la Agencia de Seguridad, el Ejército y la Unidad de Lucha contra el Terrorismo de la Policía.

"Los sospechosos fueron trasladados a instalaciones de las fuerzas de seguridad para una mayor investigación y se capturó el arma del sospechoso que llevó a cabo el tiroteo", indicó el Ejército, que se comprometió a seguir trabajando para "mantener la seguridad en la región, frustrar cualquier actividad terrorista en el área de Judea y Samaria (término bíblico con el que se refieren a Cisjordania) y detener a los terroristas".

El tiroteo se produjo la noche del jueves en el asentamiento ilegal de Homesh, cuando los tres israelíes se desplazaban en coche de una yeshiva (una escuela judía) allí instalada al asentamiento colono próximo de Shavei Shomron, donde residen las víctimas.

Como consecuencia de los disparos, el conductor del vehículo, Yehuda Dimentman, de 25 años, murió poco después en un hospital cercano al que fue trasladado por los servicios de emergencia, mientras que los otros dos resultaron heridos leves.

En represalia por la muerte de Dimentman, cientos de colonos atacaron esa misma noche y al día siguiente varias aldeas palestinas cercanas, tirando piedras e incluso prendieron fuego a una casa, además de agredir a una familia palestina.

Los ataques de colonos contra palestinos en Cisjordania ocupada, aunque no son nuevos, se han intensificado mucho en los últimos meses. En lo que va de año, se han registrado 332 ataques contra propiedades palestinas y 118 contra residentes que resultaron heridos, cifras que ya superan con creces las de 2020.

En el último mes también se ha producido un repunte de los ataques de palestinos contra israelíes, tanto en Cisjordania como en Jerusalén este ocupado, siendo el suceso de ayer en Homesh el noveno en menos de un mes, aunque no hay un patrón común entre ellos y responden a la iniciativa individual de palestinos que necesariamente no militan en ningún grupo.

Ayer se sumó otro episodio violento, cuando una mujer palestina intentó apuñalar a un colono israelí cuando iba a acceder a la Tumba de los Patriarcas en Hebrón, la ciudad palestina donde más visible es el impacto de la ocupación, ya que ha quedado dividida entre israelíes y palestinos, a los que no se permite transitar a importantes áreas. EFE

sga/alf

(foto)(vídeo)

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.