Israel confía en anexarse Cisjordania con apoyo de EEUU

JOSEF FEDERMAN
El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu encabeza la junta semanal del gabinete en Jerusalén, el 16 de febrero de 2020. (Gali Tibbon/Pool vía AP, archivo)

JERUSALÉN (AP) — El primer ministro Benjamin Netanyahu se dijo “confiado” el domingo de que podrá anexar a Israel grandes partes de la ocupada Cisjordania a mediados de año con el apoyo de Estados Unidos.

En declaraciones a una reunión en línea de partidarios cristianos evangélicos de Israel, Netanyahu dijo que los planes del presidente estadounidense Donald Trump sobre Medio Oriente conciben la entrega de las docenas de asentamientos de Israel, así como el estratégico Valle del Jordán, a las autoridades israelíes.

“Confío en que dentro de un par de meses esa promesa será cumplida, que podremos celebrar otro momento histórico de la historia del sionismo”, afirmó Netanyahu.

La anexión israelí del territorio de Cisjordania sería sumamente controversial, recibiría una reprobación internacional generalizada y acabaría con cualquier esperanza de establecer un Estado palestino independiente junto a Israel.

Los palestinos, que cuentan con un amplio respaldo internacional, desean que toda Cisjordania forme parte de su Estado independiente. De antemano han amenazado con cancelar cualquier acuerdo de paz existente si Netanyahu sigue adelante con su plan, mientras que el jefe de política exterior de la Unión Europea denunció que la anexión sería una violación del derecho internacional y obligaría al bloque a “actuar en conformidad”. El enviado de las Naciones Unidas en el Medio Oriente subrayó que tal medida "incendiaría” la región.

Pero Netanyahu y su base de línea dura están decididos a continuar mientras Trump siga en el cargo. La anexión sería bien recibida por los simpatizantes evangélicos de Trump mientras él busca reforzar sus apoyos con miras a una encarnizada lucha electoral para reelegirse.

En Washington, un funcionario del gobierno estadounidense dijo que la postura de Estados Unidos no ha cambiado. Aseveró que la Casa Blanca se encuentra “preparada para reconocer las acciones israelíes para expandir la soberanía de Israel” en partes de Cisjordania, y que está consultando estrechamente a Israel sobre el momento a efectuar tales acciones y el alcance que tendrían. El funcionario declaró a condición de mantener el anonimato dado que no tiene autorización para hablar sobre el tema con los medios.

La semana pasada, Netanyahu llegó a un acuerdo de poderes compartidos con su principal rival, Benny Gantz. Si bien Gantz, un exjefe militar israelí, sólo ha dado un tibio apoyo a la anexión de Cisjordania, su acuerdo de coalición le permite a Netanyahu presentar el plan a su gabinete y al Parlamento para una pronta aprobación.

Israel se apoderó de Cisjordania en la Guerra de los Seis Días de 1967, y en sus asentamientos residen ahora cerca de 500.000 israelíes, además de los más de 200.000 que viven en el este de Jerusalén anexado por Israel.

___

El corresponsal de The Associated Press Matthew Lee en Washington contribuyó a este despacho.