El ISIS no está muerto, sino que mata: al menos 20 víctimas en un ataque bomba en Kabul

La ONG italiana Emergency, que cuenta con uno de los principales hospitales en Kabul, elevó este jueves a más de 40 los heridos atendidos tras el atentado suicida ocurrido ayer frente al Ministerio de Exteriores, mientras las autoridades mantienen en cinco el número de muertos. Sin embargo, las referencias aportadas por activistas locales elevan esa cifra de fallecidos a una veintena.

“Más de 40 heridos recibidos hasta el momento en nuestro hospital tras la explosión cerca del Ministerio de Relaciones Exteriores. El número de muertos aún está en progreso”, informó el director de la oenegé para Afganistán, Stefano Sozza, en un comunicado. “Es difícil hacer un balance total, nosotros continuamos dando asistencia”, añadió.

Al límite de su capacidad, la ONG Emergency se refirió a éste como el primer siniestro masivo del año atendido por el hospital de víctimas de guerra en la capital afgana, y uno de los que ha dejado más víctimas en el último año. “Tanto es así que también tuvimos que proporcionar camas en las cocinas y en el cantina”, explicó Stefano Sozza.

El Gobierno de los talibanes ha mantenido en cinco el número de muertos hasta ahora, sin embargo testigos y personas relacionadas con las víctimas aseguran que la cifra podría ser mucho mayor. “En la explosión de ayer, 14 de nuestros compañeros perdieron la vida, puedo mencionar sus nombres y los conocía de cerca”, aseguró a EFE un trabajador de la Cancillería en condición de anonimato.

Por su parte, la activista de derechos humanos y exdiplomática afgana Aslia Wardak aseguró también que al menos 17 trabajadores de la Cancillería murieron en el atentado. “Hemos perdido a 17 de nuestros mejores colegas y todavía faltan algunos de los otros. El jueves es día de luto en la Cancillería”, dijo la exfuncionaria en Twitter.

El ataque tuvo lugar ayer hacia las 16.00 horas (tres horas y media por delante de Madrid) en la calle de acceso al Ministerio de Relaciones Exteriores. Imágenes posteriores al atentado compartidas en redes sociales muestran varios cuerpos inertes en el suelo, mientras varias personas acuden a socorrerlos.

El grupo yihadista Estado Islámico (EI) asumió hoy la autoría del atentado asegurando que causó decenas de muertos y heridos. Según el EI, uno de sus militantes detonó su cinturón explosivo en medio de una concentración de personal y guardas del ministerio, en el momento en el que dejaban la sede de Exteriores.

Este es el segundo ataque del grupo yihadista que tiene como objetivo sedes de la milicia, después de atacar hace diez días otra concentración de miembros de la sección militar del Aeropuerto de Kabul, que también provocó víctimas mortales.

El Estado Islámico de Khorasan, la rama afgana del EI, se ha erigido como la principal amenaza para la estabilidad del país tras la llegada al poder de los talibanes en agosto de 2021. El Daésh emergió como una de las principales amenazas para la seguridad en Afganistán tras el ascenso al poder de los talibanes en agosto de 2021 con quien mantiene una fuerte rivalidad.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR