Irak: un muerto tras estampida antes de la final de la Copa del Golfo

AP - Adil al-Khazali

Al menos una persona murió y decenas quedaron heridas luego de una estampida en los alrededores del estadio internacional de la ciudad de Basora, en el sur de Irak. Es la primera vez que el país árabe es anfitrión de la Copa del Golfo desde 1979, además de disputar la final del torneo. Miles de aficionados se agolparon en la zona sin tener entradas para la cita deportiva.

Este jueves 19 de enero una multitud de personas se congregó en las inmediaciones del estadio internacional de la sureña ciudad iraquí de Basora, Jaza'a Al Nakhla. Los aficionados del fútbol no querían perderse el evento deportivo que enfrenta a Irak y Omán en la final de la versión número 25 de la Copa del Golfo, torneo que se realiza cada dos años.

"Hay un muerto y decenas de heridos menores", dijo una fuente médica del Hospital de Basora bajo condición de anonimato a la agencia AFP. Las autoridades sanitarias confirmaron que algunos de los heridos se encuentran en estado crítico, según el más reciente informe. La cifra exacta de heridos es incierta, pero algunos medios locales hablan de 60 a 80.

La estampida fue provocada por la gran cantidad de aficionados reunidos desde la noche anterior frente al estadio. La mayoría de las personas no tenían entradas e intentaron entrar a toda costa. Testigos relatan que la estampida comenzó cuando los asistentes al partido ya estaban en las gradas a la espera del comienzo del evento.

Autoridades locales dijeron que los fanáticos aglomerados ingresaron a los terrenos del estadio cuando las puertas ya "estaban cerradas" sin que se permitiera la entrada de espectadores adicionales.

La Copa del Golfo, ensombrecida por incidentes trágicos

Con Reuters, AFP, AP y medios locales


Leer más sobre FRANCE 24 Español

Leer tambien:
Irak tiene nuevo presidente y primer ministro tras un año de parálisis política
Decenas de heridos en Irak en el aniversario de manifestaciones de 2019
Conmoción y luto en Corea del Sur tras la estampida que dejó 153 muertos en Seúl