"Invisible", el temible narco que empezó a ser buscado luego de que su esposa gastara fortunas en una mañana

EL TIEMPO/GDA
·2  min de lectura

Lo conocían como Platino pero, con el tiempo, su capacidad para escabullirse a las autoridades lo hizo acreedor de un nuevo alias: El invisible. Estaba en la mira de los estadounidenses desde 2012, pero solo en agosto de 2018 se logró su captura. La pista: su esposa se gastó más de 40 millones de pesos colombianos (11 mil dólares) en una mañana de compras en Medellín, lo que prendió las alertas de los investigadores.

Su nombre es Diego Fernando Coca, y el pasado 3 de enero se convirtió en el primer extraditado del 2021. ¿Quién es este hombre que, según las autoridades, llegó a manejar entre el 50 y 70 por ciento de envíos de droga de Colombia?

Los demócratas presentaron en el Congreso el pedido de juicio político contra Trump

Platino perteneció a las Autodefensas Unidad de Colombia (Auc) en la década de los 90, como integrante del grupo paramilitar liderado por los hermanos Castaños en Córdoba y el Urabá. En su paso por las Auc, llegó al Bloque Centauros, donde coincidió con Dairo Antonio Úsuga David, alias "Otoniel", el actual cabecilla del clan del Golfo, quien es el criminal más buscado del país y por quien Estados Unidos ofrece una recompensa de hasta cinco millones de dólares.

De acuerdo con informes de las autoridades, por la cercanía y confianza de Platino con Otoniel, se convirtió en uno de sus hombres fuertes. Tanto, que logró montar un emporio económico en los llanos orientales y posteriormente pasó a ser el principal coordinador de rutas y despachos del clan del Golfo. Esto le habría permitido manejar más de la mitad de envíos de cocaína en el país.

Dairo Antonio Úsuga Otoniel, jefe del clan del Golfo
Fuente: Archivo - Crédito: El Tiempo

En los operativos adelantados para lograr su captura, miembros de la Dijín de la Policía Nacional incautaron cuatro pistolas calibre 9 milímetros, una granada de fragmentación, un revólver calibre 38, una escopeta de repetición y más de 100 cartuchos de diferente calibre. Tras ser capturado en el municipio antioqueño de Cocorná, Diego Fernando Coca fue recluido en la cárcel El Pedregal, en Medellín.

Sin embargo, el 9 de febrero de 2019 personal de la Interpol lo notificó de su orden de captura con fines de extradición, para comparecer ante el Distrito Sur de Florida, en Estados Unidos, por el delito de narcotráfico.

Aislado, pero sin dar el brazo a torcer: cómo vive Trump sus últimos días como presidente

Cuatro meses después de que el Gobierno autorizó la extradición de Platino, mediante una resolución del 17 de septiembre de 2020, el hombre fue dejado a disposición de las autoridades norteamericanas la primera semana de enero de 2021.