Investigan al presidente de Perú por presunto tráfico de influencias

·1  min de lectura

MADRID — La fiscal general de Perú, Zoraida Ávalos, ha abierto una investigación preliminar al presidente, Pedro Castillo, por un supuesto delito de tráfico de influencias y colusión por el caso Petro Perú y por una adjudicación irregular al Consorcio Puente Tarata III.

La Fiscalía investigará las reuniones que a mediados de octubre de 2021 Castillo mantuvo, por un lado, en el Palacio de Gobierno con el gerente de la empresa Heaven Petroleum Operators, Samir Abudayeh, días antes de que éste lograra la adjudicación de un contrato millonario a través de PetroPerú.

Por otro lado, también será objeto de análisis la adjudicación de un contrato público valorado en 232.5 millones de soles (52 millones de euros) al Consorcio Puente Tarata III, después de que una oficina del Ministerio de Transportes señalara que no cumplía con los criterios técnicos necesarios.

La Fiscalía investiga en este caso la figura de la empresaria Karelim López, con supuestos vínculos con esta sociedad, quien se reunió con Castillo en un domicilio privado, y con el secretario presidencial Bruno Pacheco en el Palacio de Gobierno.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.