Investigadores defienden otorgar títulos de tierra a indígenas para proteger selva tropical de Perú

Por Chris Arsenault
Los indígenas Machiguenga, Antonio Aguilar y Jesica Araoz, posan con sus hijos Manuel y Betsabe cerca de su casa en Shipetiari, Perú. 25 de mayo 2014. Proporcionar títulos de propiedad de la tierra a las comunidades indígenas es una de las formas más eficaces de preservar la selva en peligro en la Amazonia peruana, dijo un estudio publicado el lunes. REUTERS/Enrique Castro-Mendivil

Por Chris Arsenault

RÍO DE JANEIRO (Thomson Reuters Foundation) - Proporcionar títulos de propiedad de la tierra a las comunidades indígenas es una de las formas más eficaces de preservar la selva en peligro en la Amazonia peruana, dijo un estudio publicado el lunes.

La deforestación cayó un 75 por ciento en las tierras una vez que fueron otorgadas de manera formal a las comunidades indígenas, dijo un estudio de investigadores estadounidenses publicado en la revista científica Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS).

Analizando datos de satélites y certificados de propiedad de la tierra, los investigadores compararon la cobertura forestal en el territorio antes y en los dos años posteriores a su inscripción formal a las comunidades indígenas.

Su argumento defiende que otorgar títulos de propiedad a las comunidades indígenas que actualmente controlan cerca de 10 millones de hectáreas de bosques en Perú tiene beneficios directos y mesurables para la preservación de la Amazonia.

"El otorgamiento de títulos reduce la pérdida de bosques en tres cuartas partes", dijo Allen Blackman, un alto funcionario del Banco Interamericano de Desarrollo y coautor del estudio.

La Amazonia es la selva tropical más grande del mundo, llena de biodiversidad y abarca nueve países de América del Sur, la mayor parte de ella en Brasil. Más de la mitad del territorio peruano es selva amazónica.

La protección de la Amazonia, que se está reduciendo en Perú debido a la tala ilegal y otras actividades, es crucial para combatir el cambio climático, ya que los bosques absorben los gases de efecto invernadero de la atmósfera y regulan el clima del planeta.

"Las comunidades sin títulos no tienen la capacidad legal de quejarse ante los reguladores cuando sus tierras han sido invadidas", dijo Blackman a la Fundación Thomson Reuters.

Una vez que la tierra es inscrita de manera formal, las comunidades indígenas pueden obtener asesoramiento de los reguladores gubernamentales sobre las mejores prácticas para preservar el bosque y otros servicios oficiales, dijo Blackman.

Con una economía de rápido crecimiento basada en la minería y sus recursos naturales, Perú tiene cerca de 1.200 comunidades indígenas habitadas por 330.000 personas, dijeron los investigadores.

Los activistas indígenas elogiaron el estudio.

"Dar a las comunidades indígenas un título legal formal a nuestras tierras protege a los bosques tropicales de la tala ilegal", dijo Edwin Vásquez, activista de los derechos territoriales de la Coordinadora de Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica, con sede en Perú.

"Sin nosotros, la misión de frenar las emisiones que amenazan la (...) salud de todo nuestro planeta está condenada al fracaso", dijo Vásquez en un comunicado.

Las comunidades indígenas y los residentes locales gestionan cerca de un tercio de todos los bosques en los países en desarrollo, más del doble de la participación en las áreas protegidas por el gobierno, dijo Blackman.

El estudio implica que el otorgamiento de títulos de tierras para los pueblos indígenas podría ser eficaz para la conservación del bosque en otros países, dijo Blackman, aunque se necesita más investigación para probar esa hipótesis.

(Editado en español por Carlos Serrano)