Se han invertido más de 405 mdp en cocinas prototipo de escuelas

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 14 (EL UNIVERSAL).- La directora del DIF de la Ciudad de México, Esthela Damián, informó que en los tres años de la administración local se han invertido 405 millones 650 mil pesos en la construcción de cocinas prototipo y equipamiento para la implementación del programa de Alimentos Escolares en su modalidad caliente.

Lo anterior con el objetivo de que los niños de educación pública estén alimentados saludablemente y con ello contrarrestar la obesidad entre los estudiantes ya que 6 de cada 10 padecen sobrepeso u obesidad, esto de acuerdo al último Estudió de Peso y Talla en 16 alcaldías.

"Tenemos un variedad de 20 platillos, estos son cíclicos, integran una variedad de macronutrientes, verduras, cereales integrales, leguminosas y/o alimentos de origen animal, por supuesto la fruta está integrada, fruta de temporada y estos son necesarios para el desarrollo físico y mental de los niños y las niñas".

En conferencia de prensa, la directora del DIF de la Ciudad de México explicó que hasta la fecha se han implementado las cocinas prototipo en 916 planteles y beneficiarán a 262 mil 617 niños y niñas, 416 son planteles escolares a los que el DIF de la Ciudad de México entrega utensilios y se beneficia a 128 mil 310, mientras que 500 planteles con alimento caliente son entregados por la Autoridad Educativa Federal de la Ciudad de México y benefician a 134 mil 307 alumnos.

Detalló que el menú fue elaborado por nutriólogos los cuales incluyen verduras, cereales integrales, leguminosas y / o alimento de origen animal, además de fruta fresca de temporada, necesarios para el buen desarrollo físico y mental de niñas y niños.

Damián Peralta detalló que el costo de los alimentos calientes es de 50 centavos para los padres de familia por lo que el Gobierno de la Ciudad de México subsidiará 16.91 por cada alimento escolar.

Además, los padres de familia son los encargados de comprar los perecederos y no perecederos y de llevar a cabo la preparación de los alimentos con un apoyo de 150 pesos al día que les proporcionará el DIF por involucrarse en esta labor.

"Por parte del Gobierno de la Ciudad –antes de la llegada de la doctora Claudia Sheinbaum– no existía ninguna cocina prototipo, no existía el Programa de Alimentos Calientes por parte del Gobierno de la Ciudad; a su llegada".

La directora del DIF adelantó que con el regreso presencial a clases se planea medir y pesar a los alumnos capitalinos para analizar su estado actual de salud tras meses de confinamiento.

"Estamos preparándonos para que regresemos con un estudio de peso y talla para este ciclo escolar, solamente que también estamos permitiendo que se lleven a cabo todos los acomodos administrativos; y, bueno, también activar nuestros programas de alimentos calientes y fríos con los que cuenta el DIF de la Ciudad de México, para que regresemos a pesar y a medir a nuestras niñas y niños en preescolar, primaria y Centros de Atención Múltiple. (...) yo estoy segura de que vamos a demostrar que el alimento caliente sí es una solución para los problemas de obesidad".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.