Las inundaciones en el sureste de Australia fuerzan la evacuación de miles de residentes

·3  min de lectura
© Servicio de Emergencia de Nueva Gales del Sur/Vía Reuters

Las torrenciales lluvias, desbordamientos de presas e inundaciones azotan el sureste de Australia. En Sídney, la ciudad más grande del país, las autoridades dieron la orden de evacuación para miles de personas. Los expertos advierten sobre deslizamientos de tierra y esperan que las anegaciones sean mayores a las que azotaron la región el año pasado.

El sureste de Australia se encuentra bajo advertencias climáticas. Las fuertes lluvias y el desbordamiento de presas y ríos amenazan con deslizamientos de tierra a lo largo de la costa este, desde Newcastle hasta la Bahía de Batemans en el estado de Nueva Gales del Sur, advierten las autoridades meteorológicas.

Los expertos prevén que el fenómeno climático se intensificara en las próximas horas, por lo que miles de residentes de Sídney recibieron la orden de abandonar sus hogares. Los ayuntamientos han abierto distintos centros de acogida.

"Esta es una situación de emergencia que pone en peligro la vida (…) Si estabas a salvo en 2021, no asumas que estarás a salvo esta noche. Esta es una situación que evoluciona rápidamente y muy bien podríamos ver áreas afectadas que nunca antes habían experimentado inundaciones", afirmó en referencia a las anegaciones del año anterior, el ministro de servicios de emergencia de Nueva Gales del Sur, Steph Cooke.

Más de 200 milímetros de lluvia han caído sobre muchas áreas y algunas han sido afectadas por hasta 350 milímetros, indicó la Oficina de Meteorología, por lo que alertó sobre los riesgos de anegaciones a lo largo del río Nepean.

Algunos suburbios ya han reportado inundaciones de 1,5 metros y se espera que las lluvias aumenten en los próximos dos días.

Se desborda la principal presa de Sídney

Las incesantes precipitaciones causaron que la presa principal de Sídney se desbordara durante la madrugada de este domingo 3 de julio.

Las autoridades señalaron que los modelos mostraron que el derrame sería comparable a otro significativo que se produjo en la presa de Warragamba, en marzo de 2021.

"Ahora enfrentamos peligros en múltiples frentes: inundaciones repentinas, inundaciones fluviales y erosión costera", sostuvo Cooke, en una conferencia de prensa televisada.

Por su parte, la comisionada del Servicio de Emergencia del Estado, Carlene York, explicó que no hay espacio para que el agua permanezca en las represas. “Los ríos fluyen muy rápido y son muy peligrosos. Y luego tenemos el riesgo de inundaciones repentinas, dependiendo de dónde llueva", dijo.

En medio de este panorama, se presentaron alrededor de 2.000 llamadas de ayuda en las últimas 24 horas, tiempo en el que 29 personas fueron rescatadas de las inundaciones, incluida una mujer que estuvo colgada de un poste de electricidad durante una hora mientras los trabajadores luchaban por alcanzarla. Los servicios de emergencia también pusieron a salvo a varios animales.

El Gobierno australiano ha desplegado en el estado 100 soldados y dos helicópteros para ayudar con las labores de rescate, especificó el ministro de Defensa, Richard Marles, en Sky News.

Según las autoridades, Sídney puede enfrentar inundaciones incluso peores a las que registró el año anterior y que cobraron la vida de 20 personas.

Con Reuters y medios locales

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.