Tras inundaciones en Guasave, familias regresan a sus casas

·1  min de lectura

CULIACÁN, Sin., septiembre 3 (EL UNIVERSAL).- Con auxilio del ejército, las familias que permanecieron dos días en albergues temporales en Guasave por inundaciones causadas por intensas lluvias, iniciaron el retorno a sus hogares, con sus enseres domésticos que rescataron, ante la disminución del caudal del río Sinaloa y los arroyos que lo alimentan.

Sin embargo, las autoridades municipales mantienen una alerta amarilla, por la presencia de fenómenos naturales en las costas del Pacífico, cuyos efectos pueden generar precipitaciones pluviales.

En camiones militares los afectados por el temporal iniciaron sus regresos a sus lugares de origen, por existir condiciones seguras, según los criterios de las autoridades municipales y del Instituto Estatal de Protección Civil.

Martín Ahumada Quintero, presidente municipal de Culiacán señaló que un total de 286 personas permanecieron en los refugios temporales que se habilitaron en el casco urbano en planteles educativos y en el medio rural.

Aseguró que las condiciones de regreso a sus hogares de las personas damnificadas son seguras, puesto que el nivel del cauce del río Sinaloa descendió al no presentarse lluvias en los dos últimos días y el desfogue de la presa Guillermo Blake continua con un gasto de 10 metros cúbicos por segundo a través de la compuerta.

El primer edil, externó que en la situación más crítica que se presentó por la excesiva agua que condujeron los arroyos y la caja del río, fue necesario reforzar cuatro kilómetros de bordos, en una curva del caudal del río que entra al casco urbano de Guasave.