El interventor de Nueva York y candidato a alcalde Stringer, acusado de acoso

Agencia EFE
·3  min de lectura

Nueva York, 28 abr (EFE News).- El interventor de la ciudad de Nueva York, Scott Stringer, que también es uno de los favoritos en la carrera por la alcaldía de la Gran Manzana, fue acusado este miércoles de acoso sexual y tocamientos por una mujer que trabajó con él como becaria hace veinte años.

En una rueda de prensa cerca de la oficina de Stringer en Manhattan, Jean Kim dijo que mientras trabajaba con él como becaria no remunerada en su campaña para defensor del pueblo en 2001, este intentó "incansablemente" establecer una relación sexual, la acosó y tocó inapropiadamente, según recogieron medios locales.

"He hecho lo posible para dejar atrás este episodio de mi vida, olvidarlo todo y seguir adelante, pero he dado un paso ahora porque estar forzada a verlo en la televisión de mi salón cada día fingiendo ser un defensor de los derechos de las mujeres me pone enferma, cuando sé la verdad", explicó, según el canal Pix 11.

Entre otras cosas, dijo que Stringer le puso las manos "en los muslos y entre las piernas" y le exigió "saber por qué no tenía sexo con él"; aseguró que no se había pronunciado antes sobre los incidentes por miedo a represalias y pidió tanto una investigación como su retirada de la función pública.

Stringer, que milita en el partido demócrata, hizo una comparecencia ante los medios en la que tras asegurar que condena el acoso sexual de cualquier tipo y que las mujeres tienen el derecho de denunciarlo, negó rotundamente las acusaciones.

"Yo no hice eso. Voy a luchar por la verdad, porque esas denuncias son falsas. El comportamiento descrito es inexacto y completamente contrario a la forma en que he conducido toda mi vida", dijo el candidato a la alcaldía.

En su comparecencia, Stringer aseguró que en aquel periodo mantenía una amistad con Kim, cuando ella tenía 30 años y el 41 y que mantuvieron "una relación intermitente" durante meses.

"Esta relación comenzó y terminó antes de que conociera a mi esposa Elyse. Creo que fue una relación consensuada. Nunca usé la fuerza, ni hice amenazas ni ninguna de las cosas que se alegan", agregó.

Además, apuntó que la denunciante no era becaria, ni trabajó bajo sus órdenes y agregó: "Según recuerdo, estaba contratada como publicista. Ella era una persona activa en la campaña, pero ella nunca trabajó para mí de ninguna manera", afirmó el interventor de Nueva York.

Las primarias demócratas para la alcaldía de Nueva York se celebran el próximo 22 de junio y el interventor, de 60 años, es uno de los cuatro favoritos en una contienda a la que se han presentado una decena de políticos, entre ellos el excandidato a presidente de EE.UU. Andrew Yang.

Tras las acusaciones de Kim, tres representantes demócratas del ala progresista del partido que han dado su apoyo a Stringer, las senadoras Alessandra Biaggi y Julia Salazar, y la asambleísta Yuh-Line Niou, emitieron un comunicado en el que también se refirieron a las alegaciones que pesan sobre el gobernador del estado Andrew Cuomo.

"Nuestro compromiso con un gobierno, un lugar de trabajo y una sociedad libres de acoso es firme, y nuestro estándar de tolerancia cero sobre el asalto sexual se aplica a abusadores como Andrew Cuomo, (y) si no más, a nuestros amigos. Este estándar se aplica a cualquiera que participe en la normalización o la supresión del abuso", escribieron.

(c) Agencia EFE