Internaron a Jair Bolsonaro en Brasil por fuertes dolores en la zona donde fue apuñalado en 2018

El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, durante la campaña presidencial
El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, durante la campaña presidencial

BRASILIA.- El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, está internado desde el jueves por la noche en el Hospital de las Fuerzas Armadas de Brasilia por fuertes dolores en la zona abdominal, donde recibió una puñalada durante la campaña de 2018, y se está evaluando si debe ser sometido a una nueva operación, informaron hoy medios locales.

El mandatario presentaría una hernia en la zona donde fue apuñalado en septiembre de 2018, durante la campaña electoral, informaron fuentes del Gabinete de Seguridad Institucional (GSI), según los medios locales.

Bolsonaro, de 67 años, fue sometido a una batería de exámenes en el centro médico brasiliense y no se descarta que sea sometido a una cirugía, según las fuentes del GSI.

El mandatario, que dejará el cargo el 1° de enero después de perder en el ballottage del 30 de octubre con Luiz Inácio Lula da Silva, ya fue operado cuatro veces en la zona donde fue lesionado.

La última vez que Bolsonaro tuvo que ser internado fue en enero de este año, cuando pasó dos noches en un hospital de San Pablo por una obstrucción intestinal.

Recluido

El mandatario cumplió esta semana dos semanas de absoluto silencio, al punto que desde hace días quien lleva la agenda oficial es el vicepresidente, Hamilton Mourao, quien atribuyó la ausencia de Bolsonaro a una enfermedad cutánea que le impide ponerse pantalones.

Mourao reveló que el mandatario padece de erisipela, una enfermedad cutánea que le produjo una herida en una pierna y le impide dejar el Palacio de la Alvorada, residencia oficial en Brasilia, donde permanece recluido.

“Es una cuestión de salud. Está con una herida en la pierna, una erisipela. No puede usar pantalones”, explicó el vicepresidente en declaraciones al diario O Globo.

La erisipela es una infección de la piel causada por una bacteria conocida como Streptococcus pyogenes, pero también puede ser agente del proceso infeccioso Staphylococcus aureus y otros. Entra en el organismo a través de heridas menores en la piel.

Bolsonaro también redujo drásticamente su actividad en redes sociales luego de la derrota. El 2 de noviembre apareció en un video en el que, si bien no reconoció la victoria de su rival y líder del Partido de los Trabajadores (PT) y calificó de legítimas las protestas en contra del resultado electoral, pidió a sus simpatizantes que no cortaran las rutas.

Luego compartió contenido principalmente a través de su cuenta de la red social Telegram. En los últimos días, recibió a algunos ministros y asesores cercanos, y según algunos de ellos consultados por el portal brasileño UOL, el presidente está “caído” y “todavía asimilando la derrota”. A pesar de eso, en palabras de un ministro, “ahora no hay mucho por hacer”.

Agencias Télam y ANSA