Insultos de Murray destacan en torneo virtual de tenis

HOWARD FENDRICH
Imagen captada el lunes 27 de abril de 2020 en la que Rafael Nadal (izquierda) juega contra Denis Shapovalov (derecha) en un partido virtual de tenis organizado por el Abierto de Madrid. Los insultos y comentarios de Andy Murray fueron lo destacado de su encuentro ante Diego Schwatzman que estuvo repleto de dificultades técnicas. (Mutua Madrid Open vía AP)

Una pequeña muestra de cómo sonaría Andy Murray si se le colocara un micrófono cuando juega destacó durante el primer torneo de tenis virtual que han disputado profesionales durante el parón por el coronavirus.

El astro británico emitió insultos, gruñidos y murmuraciones, durante un partido afectado por varias dificultades técnicas el jueves, en el último de los cuatro días que conformaban el evento.

Durante una versión del Abierto de Madrid en videojuego, Murray y su adversario argentino Diego Schwartzman necesitaron parar y reanudar en varias ocasiones por problemas técnicos de los que ambos se quejaron.

Los comentarios de Murray fueron los que mejor definieron la frustración.

“¡Por Dios! ¿Qué fue eso?”, “¡Esto es una locura!” o ¡Este tiene que ser el peor encuentro que he visto!", fueron algunas de las opiniones vertidas por el escocés, que dieron al encuentro un toque más divertido y quizá permitieron adivinar las exclamaciones que profiere el ganador de tres torneos del Grand Slams cuando realmente está compitiendo.

Nadie lo está haciendo en los Tours de la ATP y la WTA estos días. El Abierto de Madrid, un certamen sobre arcilla, previo al Abierto de Francia, debía iniciar el viernes. En cambio, figura entre más de 30 torneos cancelados o pospuestos.

El tenis profesional está detenido al menos hasta mediados de julio.

Al final, uno de los principales propósitos de este intento de disputar deportes en línea —además de darles a jugadores y aficionados algo que hacer durante el confinamiento por el COVID-19 y reunir dinero para caridad— es promover el videojuego.

Bueno, ahora no recibió la mejor publicidad.

Los contratiempos dificultaron seguirlo y cr.earon el equivalente a un día de lluvia. Primero hubo un descanso de cerca de dos minutos y medio. Tras la reanudación, el duelo volvió a detenerse por otros tres minutos

Incluso después de que Schwartzman eventualmente “ganó”, dijo, “o merezco estar en la final” . Consideró sensato retirarse y dejar que Murray continuara.

Esto encajó muy bien con la índole absurda de toda la situación.

También fue así con algunos de los innecesarios comentarios que desgastaron las bromas entre jugadores y que derivaron en momentos inusitados, como el que siguió a la victoria de Murray sobre David Goffin en la final masculina.

“No puedo creer la calidad de tenis de ambos jugadores aquí. Un duelo parejo”, ironizó Murray.

Entra el emoji de los ojos volteando hacia arriba.

Kiki Bertens ganó el cetro de mujeres con un control de videojuego, un año después de apoderarse del trofeo en la capital española con la raqueta.