A iniciativa republicana de seguro médico le faltan votos

Por ERICA WERNER y ALAN FRAM

WASHINGTON (AP) — Debido a que no cuentan con votos suficientes, los líderes legislativos republicanos acudieron el jueves al presidente Donald Trump en busca de apoyo para lograr que su iniciativa de ley de cobertura de gastos médicos sea aprobada antes de la Pascua.

Pero Trump sonó más como si estuviera en el inicio de una negociación que listo para cerrar un acuerdo. Y combinada con la oposición de republicanos de todas las corrientes, la postura flexible del mandatario indica que podría la aprobación del proyecto de ley podría retrasarse, exponiendo a la legislación al mismo tipo de repercusiones negativas que socavaron desde el inicio la Ley de Protección al Paciente y Cuidado de Salud Asequible del presiente Barack Obama.

"Es muy preliminar", dijo el miércoles el presidente en entrevista con Fox News Channel respecto a la iniciativa de ley de los republicanos de la Cámara de Representantes cuando se le preguntó sobre reportes de que la iniciativa ayudaría a los votantes demócratas más que a aquellos que lo eligieron. "Muchas cosas no son congruentes; pero van a ser negociadas... Nos ocuparemos de nuestra gente o no la voy a firmar, OK, para que lo entiendan".

La Comisión de Presupuesto de la cámara baja aprobó por margen pequeño la iniciativa de ley republicana de seguro médico, y la deserción de tres legisladores republicanos conservadores puso de relieve los obstáculos que enfrentan los líderes del partido para maniobrar a fin de evitar un doloroso rechazo a su apreciada legislación después de siete años de promesas para revocar y reemplazar la ley "Obamacare".

En otra señal de alerta, cuatro gobernadores del Partido Republicano escribieron a líderes del Congreso para decirles que el proyecto de ley no funcionaría para sus estados.

Los gobernadores John Kasich, de Ohio; Rick Snyder, de Michigan; Brian Sandoval, de Nevada; y Asa Hutchinson, de Arkansas; señalaron que la legislación "proporciona casi nada de flexibilidad nueva para los estados", no asegura recursos suficientes para proteger a residentes vulnerables y traslada nuevos costos significativos a los estados.

Una copia de la carta fue proporcionada a The Associated Press.

La iniciativa republicana prevé suprimir las sanciones económicas que la ley de Obama impone a las personas que no compren seguro médico. También establece un nuevo sistema de créditos fiscales que es menos generoso, especialmente con los estadounidenses de mayor edad.

El proyecto de ley corta además una enorme cantidad de impuestos, lo que beneficia mayormente a los ricos. Los conservadores dicen que no va suficientemente lejos para revocar por completo la ley del gobierno de Obama, y un análisis de la Oficina de Asuntos Presupuestarios del Congreso encontró que 24 millones de personas perderían su seguro de gastos médicos en una década, aunque la iniciativa también reduciría el déficit.

___

Los periodistas de The Associated Press Ken Thomas, Richard Lardner, Kevin Freking y Ricardo Alonso-Zaldívar contribuyeron a este reporte.