¿Iniciativa australiana obligará al “pago por clics”?

ROD McGUIRK y KELVIN CHAN
·3  min de lectura
Fotografía de archivo del 3 de octubre de 2005 del británico Timothy Berners-Lee, ampliamente acreditado como el fundador de la World Wide Web, tras recibir el premio Quadriga, en Berlín. (AP Foto/Herbert Knosowski, Archivo)

CANBERRA, Australia (AP) — Timothy Berners-Lee, un científico informático británico conocido como el inventor de la World Wide Web, teme que el proyecto de ley australiano para que las grandes empresas digitales paguen por el trabajo periodístico pueda sentar un precedente que haga inviable internet tal y como la conocemos.

“En específico me preocupa que ese proyecto corra el riesgo de violar un principio fundamental de la web al exigir un pago por vincular cierto contenido en línea”, dijo Berners-Lee a una comisión del Senado que analiza un proyecto de ley que crearía el llamado Código de Negociación de Medios Noticiosos (News Media Bargaining Code), que según el gobierno australiano asegurará que los medios reciban un pago justo por la difusión de su contenido periodístico en plataformas como Facebook y Google.

Es un asunto que divide a defensores y detractores de la iniciativa australiana: ¿Hará efectivamente que Google y Facebook “paguen por clics”? Google dice que sí.

La directora general regional de Google, Melanie Silva, declaró el mes pasado ante una comisión del Senado australiano que teme que la nueva norma “exija pagos simplemente por publicar enlaces y snippets”. Un snippet es una porción de código informático que se puede integrar fácilmente en módulos más grandes.

“El concepto de pagarle a un grupo muy pequeño de creadores de sitios web o de contenido por aparecer únicamente en nuestros resultados orgánicos de búsqueda sienta un precedente peligroso para nosotros, que presenta un riesgo inmanejable desde el punto de vista del producto y del modelo comercial”, aseguró Silva.

El vicepresidente regional de Facebook, Simon Milner, estuvo de acuerdo en que el costo potencial de las noticias bajo el código propuesto era “totalmente ilimitado e imprevisible”.

La iniciativa de ley de Australia incluye una red de seguridad para negociaciones. Un panel de arbitraje evitaría que los gigantes digitales abusen de sus posiciones dominantes de negociación al hacer ofertas de pago de “tómelo o déjelo” a las empresas de noticias a cambio de su trabajo periodístico.

En el caso de un callejón sin salida, el panel tomaría una decisión vinculante sobre cuál mejor oferta gana.

Peter Lewis, director del grupo de expertos del Centro de Tecnología Responsable del Instituto de Australia, dijo que aún no se ha establecido el valor monetario del trabajo periodístico de interés público.

“La razón es que se trata de un proceso efímero, si se quiere, y es que nadie ha intentado esto antes”, agregó Lewis.

”¿Cómo saber el costo de las noticias basadas en hechos sin la publicidad? Las noticias siempre se han valorado en función de la cantidad de anuncios que puede vender el medio. Debido a que Google y Facebook han dominado el mercado publicitario y han eliminado eso de la ecuación, estamos ahora tratando de averiguar el valor del periodismo de interés público ”, explicó Lewis.

Dan Stinton, director gerente de Guardian para Australia y Nueva Zelanda, está negociando un acuerdo de licencia a través de la unidad News Showcase de Google.

Stinton dijo que Google ha sacado provecho económico de las noticias, mediante la interacción con los usuarios de las búsquedas relacionadas con búsquedas noticiosas, al recopilar de los editores los datos del consumidor y al participar de los ingresos de los anuncios que se publican con las noticias.

“Google ha estado defendiendo el argumento de que se le pide pagar por los enlaces en la búsqueda y eso no es así”, dijo Stinton.

“No están robando contenido publicado... Están usando su poder de mercado para darle preferencia a sus propios negocios en detrimento de los editores y eso no es correcto”, afirmó Stinton.

“No se trata sólo de pagar por enlaces y snippets dentro de la búsqueda, de trata de pagar por todo el provecho que obtiene Google”, agregó.

___

Chan contribuyó desde Londres