Inglaterra vs. Alemania: Mucho más que tres puntos en juego

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
El técnico Gareth Southgate (con un balón bajo un brazo) dirige una práctica de Inglaterra de cara al choque con Alemania por los octavos de final del Campeonato Europeo. Foto del 27 de junio del 2021 en Londres. (Nick Potts/PA vía AP)
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

LONDRES (AP) — Cuando uno se entrena en el complejo de la selección inglesa Sir Bobby Charlton Pitch, es imposible escaparle al peso de la historia.

Sobre todo si Gareth Southgate es tu técnico.

Un penal desperdiciado por Southgate ante Alemania impidió a Inglaterra llegar a la final del Campeonato Europeo de 1996 en el viejo estadio de Wembley.

Los ingleses ya habían perdido por penales ante Alemania en la Copa Mundial de 1990. Y 20 años después, Inglaterra sufrió otra enorme amargura contra Alemania al no convalidarse un gol que había sido legítimo.

Por todo esto, el duelo del martes entre ingleses y alemanes en el nuevo estadio de Wembley tendrá sabor a revancha para los ingleses.

Los alemanes también tienen una espina atravesada. Un gol polémico de Geoff Hurst que despejó el camino de Inglaterra hacia la conquista de su única Copa Mundial en 1966 en Wembley. El capitán alemán de entonces, Uwe Seeler, dijo en la antesala del choque que “esa es una herida que nunca sanará”.

Esa final sigue siendo el único título grande conquistado por Inglaterra. Alemania ya tenía un mundial y desde entonces sumó otros tres. Cuenta además con tres campeonatos europeos, mientras que Inglaterra se aferra a la nostalgia del 66, seguida por numerosos sinsabores, a menudo a manos de los alemanes.

Mientras que Inglaterra encara un proyecto nuevo de la mano de Southgate, Alemania está en el cierre del ciclo de Joachim Low, quien dejará el cargo al finalizar el Euro. Con Low, Alemania fue campeona mundial del 2014 y semifinalista en el del 2010. Pero no pasó de la primera ronda en el 2018 y se clasificó a octavos tras perder con Francia, ganarle a Portugal y empatar con Hungría.

Inglaterra, en cambio, ganó un grupo que incluyó a Croacia, República Checa y Escocia.

Southgate dice que la mayoría de sus jugadores ignoran el peso de la historia de las confrontaciones con Alemania.

“Tenemos chicos que nacieron después del 2000”, comentó. “Para ellos todo esto no existe. Lo que pasó en 1990 y todas esas cosas”.

Southgate mostró a sus jugadores videos del penal que él falló en las semifinales del Euro 96 antes de que comenzase la actual competencia.

“Está bien que lo haya hecho, que nos transmita su experiencia”, dijo el volante inglés Kalvin Phillips. “No queremos hablar mucho del asunto con Gareth por si es un tema delicado ara él”.

Igual que Phillips, el lateral derecho de Alemania Robin Gosens no había nacido en 1996.

“Obviamente escuché hablar de todo eso”, comentó. “Te motiva, quieres repetirlo”.

Si se le pregunta a un jugador inglés cuál es su primer recuerdo de un partido contra Alemania, generalmente responde que el del mundial del 2010, cuando un tiro de Frank Lampard cruzó la raya pero el gol no fue convalidado. Ese incidente hizo que se empezase a usar la tecnología para determinar si un balón cruza la raya o no.

Alemania terminó ganando 4-1 ese partido, con dos tantos de Thomas Müller, quien es parte del equipo alemán de hoy.

“Eso no tiene nada que ver con este partido”, afirmó Müller. “Aunque algunos podrán sentirse más motivados”.

Ingleses y alemanes se conocen bien. Hay técnicos alemanes en la Liga Premier inglesa, como Jürgen Klopp en Liverpool y Thomas Tuchel en Chelsea, que son muy respetados y queridos en Inglaterra por sus conocimientos y su simpatía.

“Tiene mucho carisma”, comentó el mediocampista inglés Jordan Henderson aludiendo a Klopp, su técnico en Liverpool. “Es un componente importante del fútbol inglés”.

Seis jugadores de la selección alemana pertenecen a clubes ingleses, incluidos Kai Havertz y Timo Werner, la cupla ofensiva con la que Chelsea ganó la Liga de Campeones. La gran promesa alemana Jamal Musiala, jugó para ambos países y este año finalmente optó por Alemania.

“Fue una lástima que se haya ido con ellos”, expresó el presidente de la Asociación de Fútbol de Inglaterra Mark Bullingham.

Los alemanes, por otro lado, se preguntan por qué Jadon Sancho, del Borussia de Dortmund y de gran desempeño en la Bundesliga, no es titular en el equipo de Southgate.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.