Un ingeniero de la Armada y su esposa son acusados de pasar secretos de submarinos escondidos en sándwiches de crema de cacahuete

·2  min de lectura
 (U.S. Navy)
(U.S. Navy)

Un ingeniero de la Armada y su esposa son acusados de pasar secretos de submarinos escondidos en sándwiches de crema de cacahuete

Jonathan Toebbe acusado de enviar un paquete al extranjero, pero que acabó en manos del FBI

Un ingeniero de la Marina estadounidense acusado de intentar pasar información restringida sobre submarinos nucleares escondida en sándwiches de crema de cacahuete, ha sido detenido por cargos de espionaje.

Jonathan Toebbe, de 42 años, fue detenido junto con su esposa Diana Toebbe después de intentar supuestamente vender secretos militares a alguien que creían que era un agente extranjero.

Toebbe fue detenido en Virginia Occidental bajo la sospecha de conspiración para comunicar datos restringidos y otros delitos, dicen los fiscales federales.

La señora Toebbe, de 45 años, que es profesora de Maryland, fue detenida bajo la acusación de haberle ayudado.

Las autoridades afirman que Toebbe envió un paquete con documentos militares y otros archivos a una agencia de inteligencia militar del país con el que intentaba establecer una relación.

El país no ha sido nombrado en los documentos judiciales y el paquete acabó en manos de un agregado del FBI en ese país.

Un agente encubierto del FBI comenzó a enviar correos electrónicos a Toebbe en febrero y durante varios meses se le acusa de proporcionar a los investigadores documentos que contenían detalles restringidos sobre los submarinos de clase Virginia.

En junio, los agentes del FBI dicen que observaron cómo Toebbe dejaba una tarjeta SD envuelta en plástico y escondida dentro de un sándwich de crema de cacahuete en un lugar acordado en Virginia Occidental, según la denuncia penal.

Durante otra entrega, el sospechoso utilizó una envoltura de curitas para ocultar otra tarjeta SD.

Los fiscales dicen que la señora Toebbe supuestamente ayudó a llevar a cabo la vigilancia durante las entregas para ver si la pareja estaba siendo seguida.

Los documentos judiciales afirman que el 28 de agosto el FBI había pagado a Toebbe US$100.000 (£73.000) en la criptodivisa Monero.

Añaden que al día siguiente incluso envió un correo electrónico a la persona que creía que era un agente extranjero para darle las gracias.

“Un día, cuando sea seguro, tal vez dos viejos amigos tengan la oportunidad de tropezar el uno con el otro en un café, compartir una botella de vino y reírse de las historias de sus hazañas compartidas”, escribió, según los fiscales.

“Siempre recordaré su valentía al servir a su país y su compromiso de ayudarme.”

La pareja tiene que comparecer el martes ante el tribunal federal de Martinsburg (Virginia Occidental).

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.