Influencer Marko, un artista todoterreno

·3  min de lectura

Llegó hace siete años casi como uno más de la diáspora venezolana de Miami; siempre con la inquietud artística, pero se enfrentó a la dureza de cualquier nuevo inmigrante, la de las penurias económicas, la angustia y trabajar en oficios ásperos. Es más, un par de años después todavía se lo podía ver cabizbajo, mejorando con su pasión actoral, pero muy lentamente, hasta que de un día para otro se produjo un salto fenomenal.

Se trata de Marko, comediante, guionista e influencer de 34 años, que solamente en Instagram tiene 7,800,000 seguidores. “Mi pasión es el teatro, pero me tocó expresarme con videos cortos, rápidos y descomplicados en los que me ponía una peluca y decía tres disparates, lo cual se viralizó”, cuenta, con sencillez extrema.

La fórmula básica del boom Marko no ha variado demasiado pero ha tenido un lógico refuerzo en cuanto a recursos técnicos y humanos. “Lidero una estructura”, apunta. Lo demás se sigue basando en la creatividad y la laboriosidad del artista, que hace videos, podcasts, promociones de empresas privadas.

También películas: a fines del 2020 lanzó “Martes de Bendecida”, protagonizada por uno de sus dos estrambóticos personajes: “La Bendecida”. El otro es “La Tierrúa”. Marko también hace stand up comedy, documentales (uno le hizo ganar tres premios Emmy), y grabó una canción. “Esto nunca lo he contado, pero luego de filmar ‘Martes de Bendecida’ caí enfermo por el agotamiento y tuve que empezar a cuidarme”, relata a el Nuevo Herald.

“Ahora manejo mejor mi ritmo de trabajo, me alimento bien, y he debido controlar las rabietas porque soy un tipo impulsivo”, confiesa en esta charla por video en Zoom. “Tengo que tomar los recaudos necesarios por mi hija, por mi madre, que dependen de mí; soy la cabeza de una estructura”, añade, serio y denotando comprensible orgullo.

Este gran ganador de la era de las redes sociales saca carcajadas con videos absurdos, pícaros y sensuales, pero es un amoroso padre de familia. Está felizmente casado con la influencer Yulbert Zambrano, con quien tiene a la pequeña Amor. Y siente devoción por su madre, Centia, divorciada de su padre cuando el artista era pequeño. ¿Marko toma alcohol? “Solo una vez por semana, pero ese día agárrense”, lanza, riendo. “Es mi único ‘drene’”, se disculpa.

Se pone serio para responder una pregunta que oye a menudo: si se considera un influencer. “Hago una comedia que no tiene mensaje, pero me gusta pensar que brindo algo, una especie de equilibro, y tengo un valor social”, elucubra. Respecto a esto último Marko tiene una querencia especial por los Emmy logrados en el 2018 por el documental “El Poder de un Post”, donde mostró, a través de distintos testimonios, el lado positivo de las redes sociales. “Con una publicación solidaria en Instagram se pueden salvar vidas”, asegura. En sus redes el artista hace campañas para ayudar a personas necesitadas.

Sorprende con el dato de que los dos países con más “Markomanía” son República Dominicana y Ecuador. En las estadísticas, su Venezuela solo aparece en tercer lugar. Marko vive pendiente de los números, pero al mismo tiempo sostiene que para triunfar “no se puede estar con miedo de lo que el mundo pueda decir”.

¿Está vacunado contra el Covid-19? “Sí, pero quien quiera que se la ponga y quien no, que corra el riesgo”, responde, evitando polémicas. Relajado, concluye la conversación con un mensaje motivacional. “Hace siete años estaba haciendo delivery de comida y pintando galpones, y ahora hago giras por todo el Mundo, así que el único secreto es avanzar, pese a las dificultades que haya en el camino”.

Este gran ganador de la era de las redes sociales saca carcajadas con videos absurdos, pícaros y sensuales, pero es un amoroso padre de familia.
Este gran ganador de la era de las redes sociales saca carcajadas con videos absurdos, pícaros y sensuales, pero es un amoroso padre de familia.

@erwin_perez

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.