Infección irruptiva por COVID después de estar vacunado da una ‘súper inmunidad’, sugiere estudio

·3  min de lectura
artas/Getty Images/iStockphoto

Infectarse con COVID-19 después de haberse vacunado siempre ha sido posible, y quizás más aún en estos momentos en que varios trabajos científicos sugieren que la variante ómicron es capaz de evadir las defensas de las vacunas.

Sin embargo, un pequeño nuevo estudio sugiere que si una persona tiene la denominada infección irruptiva —las infecciones que ocurren dos o más semanas después de una vacunación completa— puede haber logrado una “súper inmunidad”.

De acuerdo con investigaciones de laboratorio en muestras de sangre de 52 empleados del cuidado de la salud, cuya mitad estaba completamente vacunados y contrajeron el COVID-19, las infecciones irruptivas generaron más anticuerpos “hasta 1,000 por ciento más efectivos” que los que produjo dos semanas después una segunda dosis de la vacuna Pfizer, según un parte de prensa que la Universidad de Salud y & Ciencias de Oregon (OHSU) dio a conocer. Todos los participantes en el estudio eran empleados de la OHSU.

Los investigadores no examinaron cuántos anticuerpos en casos de infección irruptiva respondieron bien contra la variante ómicron, que parece ser más contagiosa que otras variantes.

Sin embargo, los hallazgos sugieren que “las infecciones irruptiva de la variante ómicron generarán una respuesta inmunológica igualmente fuerte en las personas vacunadas”, dijo en el comunicado el principal autor del estudio Fikadu Tafesse, profesor asistente de Microbiología Molecular y de Inmunología en la Facultad de Medicina de la OHSU. El estudio se publicó el jueves 16 de diciembre en la Revista de la Asociación Médica Americana (JAMA).

“No se puede obtener una respuesta inmunológica mejor que esta”, dijo Tafesse. “Estas vacunas son muy efectivas contra enfermedades severas. Nuestro estudio indica que las personas vacunadas que luego quedan expuestas a una infección irruptiva tienen una súper inmunidad”.

Los expertos compararon las respuestas inmunológicas al exponer coronavirus vivos a 26 muestras de sangre de personas que tuvieron un caso de infección irruptiva; 10 tenían la variante delta y el resto otras variantes desconocidas. El equipo expuso el coronavirus vivo a otras 26 muestras de sangre de personas completamente vacunadas sin un caso de infección irruptiva para hacer comparaciones.

La variante ómicron causa más infecciones por recaída

La variante ómicron le está dando al público un sentido de déjà vu del 2020.

La variante ha obligado a cancelar espectáculos de Broadway en Nueva York, ha vuelto a instalado en todo el estado el uso de mascarillas, y ha obligado a los estudiantes universitarios a tomar las clases por internet.

Experimentos de Laboratorio con muestras de sangre de personas que recibieron una vacuna de refuerzo Pfizer un mes antes encontraron que los niveles de anticuerpos aumentaron 25 veces más contra la variante ómicron, similar a los niveles vistos luego de dos dosis contra la versión original del coronavirus.

Las muestras de sangre de personas que solo recibieron dos dosis de la vacuna, experimentaron una reducción de 25 veces en los niveles de anticuerpos contra la variante ómicron, como promedio, lo que indica que dos dosis tal vez no ofrezcan suficiente protección contra la variante ómicron.

En cambio, dos dosis de Pfizer todavía sigue protegiendo contra síntomas severos del COVID-19, dicen los expertos, como son la hospitalización y la muerte.

Resultados similares se obtuvieron durante pruebas de laboratorio de la vacuna Moderna, reportó NPR, y varios estudios de diversos países indican que las dosis iniciales de las vacunas pierden cierto poder ante la variante ómicron.

Los investigadores del nuevo estudio especulan que la pandemia disminuirá con el tiempo, a medida que las personas, entre ellas las que no se vacunaron, las vacunadas completamente y recibieron también la vacuna de refuerzo, se enfermen con la variante ómicron u otras variantes, y desarrollen una protección más fuerte con cada exposición.

“Creo que esto indica un eventual fin del partido”, dijo el Dr. Marcel Curlin, coautor del estudio, y profesor asociado de Medicina de la OHSU. “Esto no quiere decir que la pandemia esté llegando a su fin, sino que señala adónde posiblemente va: una vez que la persona esté vacunada, y luego expuesto al virus, probablemente estará razonablemente bien protegida de futuras variantes”.

Traducción de Jorge Posada

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.