Indiana: Gasolinera vende cerveza fría gracias a vacío legal

Por BRIAN SLODYSKO

INDIANAPOLIS, Indiana, EE.UU. (AP) — La ley de Indiana permite que alguien salga de una tienda de conveniencia y abra la cerveza que acaba de comprar, pero no puede estar fría.

Reglas de hace varias décadas, protegidas por funcionarios electos que reciben generosas donaciones de cabilderos de las licorerías, controlan de manera estricta a los comercios que pueden vender cerveza fría para llevar.

Es un derecho que se le otorga a las licorerías y restaurantes, pero no a estaciones de gasolina y tiendas de conveniencia, eso hasta que el propietario de una gasolinera descubrió un vacío legal. Instaló asientos y sirvió burritos, lo que le otorga la clasificación de restaurante y, por lo tanto, el derecho a vender cerveza fría.

La maniobra ha dado pie a una férrea batalla legislativa, en la que algunos de los legisladores más poderosos del estado se apresuran a aprobar una ley que cierre ese vacío, lo que enfatiza la influencia de los expendios de licor.

"Es algo alocado", dijo Jay Ricker, quien provocó la indignación con la venta de comida mexicana para obtener los permisos de venta de alcohol apropiados en dos de sus tiendas Ricker's. "Recalca lo absurdas que son las regulaciones actuales".

Las licorerías afirman que protegen lo suyo, dado que los permisos de venta se subastan hasta por 500.000 dólares. Pero su influencia se extiende más allá del preservar los derechos de venta fría de cerveza. Jugaron un papel fundamental en la anulación de un esfuerzo en 2015 para derogar una norma de la era de la Prohibición que impedía la venta de alcohol los domingos, argumentando que beneficiaba de manera injusta la venta en los supermercados.