India supera los 8 millones de contagios de coronavirus

Associated Press
·3  min de lectura
Una mujer india se baja la mascarilla para beber cerca de un cartel que explica el uso correcto de la mascarilla en un mercado en Bengaluru, India, el 29 de octubre de 2020. (AP Foto/Aijaz Rahi)
Una mujer india se baja la mascarilla para beber cerca de un cartel que explica el uso correcto de la mascarilla en un mercado en Bengaluru, India, el 29 de octubre de 2020. (AP Foto/Aijaz Rahi)

NUEVA DELHI (AP) — La cifra de casos de coronavirus confirmados en India superó el jueves los 8 millones de personas, con los positivos diarios en su nivel más bajo esta semana y la preocupación por la importante temporada de fiestas hindúes y la llegada del invierno al alza.

India sigue siendo el segundo país del mundo más afectado por la pandemia solo por detrás de Estados Unidos, que ha reportado más de 8,8 millones de positivos por COVID-19, la enfermedad causada por el virus.

El Ministerio de Salud confirmó el jueves 49.881 nuevas infecciones y 517 decesos en las últimas 24 horas, elevando la cifra total de víctimas mortales a 120.527.

El país está recuperando la vida previa a la pandemia con la reapertura de tiendas, negocios, metro y cines, mientras el tercer estado más grande, Bihar, con alrededor de 122 millones de habitantes, celebra elecciones.

Pero los expertos en salud advierten que se está relajando el uso de la mascarilla y el cumplimento de la distancia social, lo que podría derivar en una nueva ola de infecciones.

India registró un importante repunte de casos en julio, sumó más de dos millones de positivos en agosto y otros tres millones en septiembre. Pero el ritmo de contagios se ha ralentizado desde mediados de septiembre, cuando los nuevos casos diarios alcanzaron su récord con 97.894 y las muertes llegaron a 1.275.

El doctor T. Jacob John, un virólogo retirado, dijo que en la mayor parte del país la curva de contagios nunca se aplanó y que el número de personas susceptibles al virus ha disminuido.

La temporada de festividades religiosas en curso podría acelerar la propagación del virus originando brotes localizados en las zonas donde la gente se haya reunido sin utilizar mascarilla ni respetar la distancia social, agregó.

Por otra parte, las autoridades de la región de Xinjiang, en el noreste de China, creen haber contenido el último brote de coronavirus del país. Los 23 casos que quedan activos son personas que habían dado positivo antes pero no han desarrollado síntomas, según la Comisión Nacional de Salud.

El jueves fue el segundo día consecutivo en que las pruebas no arrojaron nuevos casos. Esto parece indicar que los contagios se han frenado, apuntó Wang Xijiang, subdirector del centro de prevención y control de enfermedades de la prefectura de Kashgar. Más de 4,7 millones de personas se ha sometido a una prueba de detección en esa zona de Xinjiang.

En Pakistán, las autoridades ordenaron que todos los negocios, incluyendo restaurantes, salones de boda y mercados cierren después de las 22:00 para contener el repunte de contagios registrado este mes.

En la capital, Islamabad, se ha pedido a la policía que arreste a quienes violen las normas de distancia social al no llevar mascarilla en lugares públicos.

El gobierno reportó el jueves uno de sus peores datos de contagios diarios: más de 900 nuevos casos y 16 fallecidos, casi el doble que en algunos días del mes pasado.

En total, Pakistán ha confirmado 311.108 positivos al virus, incluyendo 6.775 decesos.

Islas Marshall reportó sus primeros casos de COVID-19 luego de que dos personas que volaron desde Hawaii a una base militar estadounidense diesen positivo.

La pequeña nación insular del Pacífico era uno de los últimos lugares del planeta donde no se habían registrado casos.

Las autoridades explicaron que una mujer de 35 años y un hombre de 46 dieron positivo al virus esta semana luego de volar directamente desde Honolulu a la base del atolón Kwajalein. Los casos no están relacionados y los dos pacientes están en cuarentena, agregaron señalando que no hay posibilidad de transmisión comunitaria.