Los incendios en la Patagonia ya arrasaron más de 3000 hectáreas de bosque nativo

·5  min de lectura
La columna de humo que se levanta encima del lago Steffen, en Río Negro
Marcelo Martínez

Veinte días lleva el incendio que se inició en el lago Martin por la caída de un rayo, y que luego se propagó hacia el lago Steffen: ya consumió unas 3000 hectáreas de bosque nativo. Se prevé una semana desfavorable a nivel climático para combatir el fuego, por lo que las autoridades decidieron extender hasta el 1° de enero el cierre total del ingreso al valle del río Manso inferior.

A unos 65 km al sur de Bariloche, los pobladores de ese sector donde el fuego se mantiene activo se manifestaron este fin de semana sobre la ruta 40 en reclamo del envío inmediato de aviones hidrantes y maquinaria.

A su vez, unos 100 vecinos autoconvocados y voluntarios iniciaron ayer trabajos de cortafuegos al pie de las montañas. “Los pobladores estamos dispuestos a exponer nuestras vidas para defender los bosques y nuestro hogares. Nos encontramos con miedo, sobre todo, dados los antecedentes en la comarca con los incendios y los hacemos directamente responsables de las consecuencias”, indicaron en un comunicado, en alusión al ministro de Ambiente Juan Cabandié y “todas las autoridades competentes”.

Con la variante ómicron sería más difícil distinguir si se tiene Covid, gripe o un resfrío común (pero hay indicios)

“Todos vivimos en vilo. No hay información totalmente certera, es una información muy generalizada y hasta poco técnica la que se difunde. De este lado, lo que se está haciendo es un sistema de prevención, como posibles rutas de escape, cortafuegos, humidificación de las casas y tierras. La contención es muy poca, porque al haber poca información, uno no puede tranquilizarse y no puede pensar claramente. Empezás a imaginar. Si uno tuviera información certera, reaccionás en base a la realidad”, contó a LA NACION Eliana, que vive desde hace 13 años en el valle del Manso inferior.

Junto a su marido, Ismael Huenchupan, se dedican a la actividad turística: poseen el área de servicios Cohuin-Co, ubicada muy cerca de la ruta 40, a la altura del río Villegas. Eliana agrega que en todo el valle del río Manso inferior viven actualmente unas 2000 personas.

El incendio en el Lago Steffen
Marcelo Martínez


El incendio en el Lago Steffen (Marcelo Martínez/)

Distintos grupos de vecinos del Manso, Río Villegas y Bariloche comenzaron en los últimos días a juntar donaciones, especialmente para las personas que están armando cortafuegos: reciben guantes de cuero, nafta, aceite para motosierras, cadenas, así como agua, frutas y gasas. También circularon este fin de semana por redes sociales distintos números de cuentas bancarias donde realizar aportes para comprar esos insumos.

Sin embargo, desde el Gobierno de Río Negro indicaron que “si bien se agradecen y se valoran las acciones espontáneas de solidaridad, se solicita no llevar a cabo las mismas”. Desde el Servicio Nacional de Manejo del Fuego (SNMF) coincidieron en advertir que “las autoridades solicitan que, por estrictas razones de seguridad, no se acerquen de forma espontánea a combatir los incendios voluntarios ni agrupaciones”.

Vecinos del paraje Río Villegas arman cortafuegos en cercanías del pueblo
Vecinos del paraje Río Villegas arman cortafuegos en cercanías del pueblo


Vecinos del paraje Río Villegas arman cortafuegos en cercanías del pueblo

Fuentes del Gobierno rionegrino informaron que se están realizando “diferentes tareas de prevención, cuidado de estructuras y viviendas en los sectores de Villegas y El Manso a través de 15 efectivos de Bomberos Voluntarios de El Bolsón, Comallo, Jacobacci y Sierra Colorada, móviles, equipos de agua y una autobomba de la Federación de Bomberos Voluntarios de la provincia”.

Personal de Parques Nacionales también asiste a los pobladores del lago Steffen, los más afectados actualmente por los incendios. En el “istmo” entre los lagos Martin y Steffen se montó un campamento logístico. En ese área se realizan, además, tareas para evitar el paso del fuego hacia la costa norte del Steffen.

Difícil acceso

“Actualmente la infraestructura vial, las líneas de comunicación y las viviendas no presentan afectaciones mientras que, por el momento, no se requiere apoyo logístico/operativo extra al ya existente”, señalaron hoy desde el Gobierno rionegrino.

Desde el comienzo, las autoridades remarcaron que la zona del incendio es de difícil acceso: existe un solo camino de ingreso y egreso, con una pendiente de complejidad media de 400 metros en un recorrido de siete kilómetros. “Ese es el único camino de ingreso. Por lo tanto, es también la única vía de evacuación para pobladores y combatientes. Por esta razón, solo se despliegan recursos factibles de evacuar en caso de un avance descontrolado del incendio hacia la zona de trabajo”, remarcaron ayer.

Uno de los helicópteros con el helibalde
Uno de los helicópteros con el helibalde


Uno de los helicópteros con el helibalde

Las condiciones meteorológicas tampoco ayudan. Ayer hubo vientos intensos del sector oeste con ráfagas desde el mediodía. Y hoy hubo mayor intensidad y ráfagas a partir de la tarde de hasta 50 km/h.

Y si bien se prevé un frente frío y un descenso de la temperatura, esa condición impactaría en un aumento de los vientos. “A partir del 30 de diciembre se registraría un descenso en las temperaturas y la probabilidad de precipitaciones, las cuales serían significativas el 31 de diciembre o el 1 de enero”, añadieron desde el Gobierno provincial.

En tanto, desde el SNMF, dependiente del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, informaron: “en relación con las condiciones climatológicas se prevé una semana desfavorable, con la presencia de un frente frío que ingresa predominante del sector oeste. El miércoles se pronostica mayor actividad del viento y el jueves posibilidad de escasas precipitaciones”. Agregaron que en la zona trabajan 86 brigadistas nacionales, un avión hidrante anfibio y dos helicópteros con helibalde.

La emergencia ígnea en la Patagonia también despliega focos de incendios y preocupación en otros puntos. En Neuquén, se encuentra un foco activo en el Lote 39 de la localidad de Quillén, a unos 40 km de Aluminé, al tiempo que hay un fuego controlado en Pehuenco-Rucachoroi y otro incendio contenido en Chapelco.

Cinco helicópteros y dos aviones hidrantes pudieron trabajar en el área de Quillén este fin de semana, donde el fuego ya arrasó con más de 4000 hectáreas. Aunque los incendios están a unos 300 km de la ciudad de Neuquén, el humo llegó hoy a la capital provincial.

Y en Chubut, hay incendios controlados en Tehuelches, así como fuegos contenidos en Río Senguer y Futaleufú. Y entre Lago Puelo y El Hoyo, el incendio que se inició en el cerro Currumahuida continúa activo. Allí, ya se consumieron unas 100 hectáreas de bosque.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.