Los incendios forestales han afectado 25.526 hectáreas en Honduras este año

·2  min de lectura

Tegucigalpa, 18 abr (EFE).- Los incendios forestales que azotan este año a Honduras han afectado ya un total de 25.526 hectáreas, informó este lunes la jefa de protección forestal del Instituto de Conservación Forestal (ICF), Sandra Canales.

Según un informe del ICF, citado por Canales, el país centroamericano, uno de los más vulnerables a los fenómenos naturales, registra desde enero pasado 478 incendios forestales.

Señaló que el 60 % de los incendios ocurrieron en áreas privadas, donde fueron afectadas 18.017 hectáreas, lo que supone el 70,6 % del total del área afectada por las llamas en todo el país.

Canales indicó que durante la Semana Santa se reportaron 119 incendios forestales, por lo que pidió a la población "tomar todas las medidas" para evitar las quemas.

Destacó la importancia de "no meter fuego a los bosques, porque le hace un gran daño no solo a la vegetación, sino a todas nuestras cuencas, áreas protegidas, flora y fauna".

El departamento de Gracias a Dios, fronterizo con Nicaragua, y Francisco Morazán, en el centro del país, son de los más afectados con un global de 11.891 hectáreas afectadas.

Un total de 107 de los 478 incendios ocurrieron en microcuencas y otros 44 en áreas protegidas de Honduras, que tiene una extensión de 112.492 kilómetros cuadrados, según el ICF.

En la atención de los incendios trabajaron un total de 7.516 personas combatientes, entre personal del ICF, Fuerzas Armadas y otras instancias.

El Instituto de Conservación Forestal señala que este año, el mes que más incendios ha registrado es marzo, con 196, que quemaron 14.869 hectáreas.

Honduras pierde anualmente unas 60.000 hectáreas de bosques por la tala ilegal, incendios y el consumo de leña como combustible, según fuentes ambientalistas públicas y privadas.

Más del 90 % de los incendios, según las autoridades hondureñas, son causados por el hombre, porque todavía no ha sabido controlar el fuego y lo está llevando a las montañas.

De acuerdo a organizaciones medioambientales, muchos campesinos utilizan la quema para limpiar predios para cultivos, pero muchas veces no saben controlarlo y por eso se originan los incendios forestales.

La destrucción del bosque también ha mermado el caudal de agua de muchas fuentes del territorio hondureño, lo que ha puesto en peligro el abastecimiento del líquido para consumo humano.

El gerente general del Servicio Autónomo Nacional de Acueductos y Alcantarillados (Sanaa), Leonel Gómez, dijo la semana pasada a Efe que Tegucigalpa, la capital de Honduras, se enfrenta a "una crisis humanitaria" por la escasez de agua, lo que complica el suministro del líquido a 1,5 millones de habitantes.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.