INBAL reconoce retraso de pago de prestaciones

CIUDAD DE MÉXICO, junio 27 (EL UNIVERSAL).- El Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL) reconoció, a través de un boletín, que ha habido retrasos en los pagos de prestaciones a trabajadores sindicalizados y personal de confianza, pero advirtió que se debe a que se trata de prestaciones no reconocidas por las autoridades hacendarias y que por "largo tiempo" se entregaron de manera "discrecional"; prestaciones que a la fecha han "afectado la operatividad sustantiva de la dependencia" porque representan un monto anual de más de 320 millones de pesos.

El jueves, una treintena de trabajadores de distintas representaciones sindicales cerraron el Paseo de la Reforma, a la altura de la sede del INBAL, para manifestarse en contra de la pérdida del Teatro Jiménez Rueda tras el fin del convenio con el ISSSTE, y para exigir el pago de prestaciones como Día del Niño, Día de la Madre, equipo de trabajo, entre otros, y por la elaboración de un proyecto de condiciones de trabajo que, aseguraron, afecta sus derechos laborales.

La tarde de este sábado, el INBAL informó que desde el inicio de esta administración se estableció que era "urgente" buscar la autorización y registrar ante la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, las prestaciones que, durante décadas se otorgaron por "usos y costumbre" a trabajadores de base y operativos de confianza, y que el objetivo es "acabar con la discrecionalidad" y con la "desigualdad laboral" que se generó en anteriores sexenios.

De acuerdo con la dependencia, la discrecionalidad con la que se han otorgado algunas prestaciones  y por "las formas de exigencia" se ha generado un "recurrente déficit en el presupuesto institucional" que se registra en el último trimestre de cada año, "afectando el pago de la nómina y los recursos destinados a operación sustantiva del INBAL por un monto anual aproximado de 326 millones 390 mil pesos.

El INBAL detalló que durante el 2019 revisó los procesos de otorgamiento de prestaciones de los últimos años y  encontró que, "durante largo tiempo", solo se obtuvo la autorización parcial de prestaciones que en su momento se pactaron, modificaron o incrementaron mediante acuerdos internos celebrados con representaciones sindicales y que, parcialmente, también se hicieron extensivas al personal operativo de confianza, sin contar tampoco con un marco normativo.

En noviembre de 2019, el Órgano Interno de Control (OIC) realizó una auditoría a las prestaciones que paga el INBAL, "determinando la no procedencia de pago de aquellas que están en la condición de no haber sido aprobadas y registradas en Hacienda", estos pagos, advierten, se convirtieron en un "tema de riesgo institucional".

Además, agrega el documento, tras una auditoria el OIC observó que del total de prestaciones otorgadas, 17 se pagan de conformidad a lo establecido por la SHCP, 22 son prestaciones autorizadas que se pagan con montos superiores a lo reconocido y 60 prestaciones no cuentan con la autorización, por lo que se determinó que no era posible continuar con su pago "en tanto se gestiona su autorización".

Asimismo, el Instituto advierte que está elaborando Condiciones Específicas de Trabajo para Personal de Base en las que incluirán las prestaciones no reconocidas, a fin de que sean autorizadas y, en su caso, registradas por Hacienda y para que formen parte del presupuesto regular del INBAL. Además, se han generado proyectos de condiciones para personal administrativo, técnico y manual; artístico y académico.

 Y, según el INBAL, las representaciones de 18 sindicatos, estuvieron de acuerdo en "iniciar un proceso paulatino de conciliación de prestaciones para gestionar de manera inmediata su autorización"; el trabajo en esta revisión de condiciones laborales se ha llevado a cabo desde 2019 y ha continuado durante el 2020, por lo que reconoce el INBAL, en mayo y junio de 2020, hubo "dificultad en el pago de prestaciones suscitada por las observaciones de la Secretaría de la Función Pública", pero aseguró que algunas representaciones sindicales "mostraron disposición para participar en mesas de trabajo".

El INBAL también reconoció que la conciliación con las representaciones sindicales ha tenido diferentes "etapas de estancamiento" debido a que en marzo de 2020 no se realizó el pago de diversas prestaciones no reconocidas. Sin embargo, hace un llamado a los trabajadores a hacer un "esfuerzo" para buscar "el bien común".

A la fecha, existen 19 sindicatos, los cuales han reconocido que existen fuertes diferencias que han impedido avanzar en las negociaciones con el INBAL. Tras la manifestaciones, algunos trabajadores aseguraron a EL UNIVERSAL que una representación será recibida en Palacio Nacional para revisar su caso.