Imágenes sensibles: atropelló y mató a los delincuentes que le habían robado la moto

LA NACION
·3  min de lectura

Un hombre de 32 años observó cómo dos delincuentes robaban su motocicleta, estacionada en su casa. Pero en vez de llamar a la policía, se subió a su auto Vauxhall Vectra y persiguió a los ladrones hasta embestirlos. A uno de ellos lo mató.

Por esa acción, el rumano Mihai Dinisoae recibió 10 años de cárcel en la ciudad de Newcastle. Toda la secuencia de la persecución fue captada por las cámaras de vigilancia de la Policía de Northumbria.

Femicidio de Florencia Romano: confirman que el cuerpo hallado es de la niña mendocina

La acción tuvo lugar el pasado 5 de mayo en las calles de Newcastle, cuya seguridad depende de esa fuerza policial. Dinisoae alcanzó a las dos personas que acababan de robarle su motocicleta en su casa de la avenida Baldwin, y las embistió a toda velocidad desde atrás.

Joshua Molloy, el hombre que iba como acompañante, se golpeó contra un poste de luz y fue abandonado en el lugar. Cuando llegó la ambulancia, constató la muerte de Malloy y llevó al conductor de la moto, de 29 años, al hospital.

Dinisoae fue arrestado y admitió que persiguió a los delincuentes, aunque dijo que nunca los impactó y que ellos perdieron el control de la moto. Sin embargo, esas versiones fueron contrastadas con los videos de las cámaras.

En un juicio en el Tribunal de Newcastle fue declarado culpable de homicidio involuntario y sentenciado a 10 años de prisión. Joanne Brooks, la inspectora interviniente en el caso, condenó las acciones de Dinisoae.

"No tengo ninguna duda de que Mihai Dinisoae había perdido por completo el control de sus emociones y estaba decidido a perseguir a sus víctimas. No hizo ningún intento de alertar a las autoridades sobre el robo y en su lugar trató de perseguir a los dos hombres él mismo para recuperar su propiedad por sus propios medios", dijo Brooks.

"La evidencia demuestra cuán insensatas fueron las acciones de Dinisoae esa mañana, que en última instancia, condujeron a la muerte de Josh. También causó lesiones graves a otro hombre y puso en riesgo la vida de otros usuarios en la vía pública. Independientemente de las circunstancias que llevaron a la muerte de Josh, a su familia le robaron un ser querido y me alegro de que Dinisoae ahora se enfrente a un período significativo tras las rejas", agregó la inspectora a cargo del caso.