Imágenes de cámaras corporales muestran a policías de Broward golpeando a un hombre esposado. Hay una investigación

Broward Sheriff's Office

Varios agentes de la Policía de Broward son objeto de una investigación después que las imágenes de cámaras corporales los mostraron golpeando a un hombre esposado durante un arresto el verano pasado.

La División de Asuntos Internos de la Policía de Broward inició una investigación administrativa sobre el arresto de Ka’Traughan Malchezadek Dones, dijo un portavoz al Miami Herald el jueves. No está claro cuándo la Policía de Broward comenzó la investigación. El incidente también será remitido a la junta de revisión del uso de la fuerza de la dependencia.

Dones, de 20 años, estaba afuera de una casa de West Park el 15 de julio cuando la Policía respondió a una llamada sobre una disputa doméstica. Dones se presentó en casa de su novia después que la pareja tuvo una discusión, según el reporte del arresto.

En los 13 minutos de imágenes de las cámaras corporales, Dones y los agentes que llegaron a la casa intercambiaron improperios.

El acalorado tira y afloja se convirtió en una refriega, durante la cual la cámara corporal de un agente cayó al suelo. Varios agentes se arremolinaron en el jardín delantero mientras la novia de Dones gritaba.

Desde la esquina del encuadre, se ve a los agentes lanzando puñetazos mientras Dones gime. Esposado cuando se levanta, un grupo de agentes se abalanza sobre él para someterlo.

Uno de los agentes coge la cámara y se dirige hacia varios vehículos policiales, llevando un par de esposas en la mano. Un frasco de spray de pimienta silba mientras se usa en el fondo.

La cámara se apaga. Luego se vuelve a encender y el agente se dirige hacia los agentes amontonados sobre Dones.

Aunque Dones ya está detenido, uno de los agentes saca las esposas y se abalanza sobre Dones. Ocurre otra pelea entre varios agentes y se lanzan improperios.

Las imágenes terminan con Dones en la distancia, todavía tendido frente a la casa.

En un informe policial, James A. Morejón, uno de los agentes que acudieron al lugar de los hechos, detalla el uso de la fuerza en la detención de Dones.

Según Morejón, Dones le apartó los brazos y lo empujó para eludir ser arrestado.

“En un intento de que Dones obedeciera, lo golpeé con el puño cerrado en el lado izquierdo de la cara”, dijo Morejón en el informe.

Pero Dones se soltó e ignoró de las órdenes, dijo Morejón. Los agentes le rociaron con gas de pimienta, y él continuó zafándose mientras estaba en el suelo.

“Continué asestando múltiples puñetazos a Dones hasta que pude asegurarle los brazos y esposarlo”, dice Morejón en el informe.

Morejón no menciona ningún uso de la fuerza después que Dones es esposado.

El Miami Herald aún no ha obtenido reportes de ningún otro agente.

En una carta enviada en diciembre al jefe de la Policía de Broward, Gregory Tony, el defensor público Gordon Weekes denunció el uso de las esposas por parte de los agentes durante el arresto de Dones.

“Usar las esposas como arma para golpear a un individuo ya sometido es un uso inaceptable de la fuerza”, dijo Weekes. “Lo exhorto a que investigue a fondo este uso de la fuerza y emprenda acciones inmediatas para hacer frente al mal comportamiento de los agentes implicados”.

El jueves por la noche no estaba claro si los agentes involucrados en el arresto seguían de servicio.