Ignacio Peralta se despide como gobernador de Colima

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 31 (EL UNIVERSAL).- A unas horas de terminar su gestión como gobernador de Colima, Ignacio Peralta emitió un mensaje este domingo en redes sociales para no dejar el cargo "sin dar la cara" y reconocer que los grandes pendientes de su gestión fueron la inseguridad y la crisis financiera que deja.

Indicó que terminó insatisfecho por no cumplir con las exigencias de la población en materia de seguridad, pero señaló que se trata de un problema estructural que se debe atender a largo plazo con la participación de los tres órdenes de gobierno, los Poderes públicos y sociedad.

Respecto a la crisis financiera que hereda, lamentó irse sin haber pagado la totalidad de las quincenas a los trabajadores estatales: "Sin duda el otro gran tema pendiente fueron las finanzas públicas. Lamento no haber podido retirarme del Gobierno del Estado después de haber pagado la totalidad de las quincenas a las y los trabajadores que me acompañaron durante estos años, a quienes hicieron posibles los logros mencionados. Este es mi mayor pesar".

Aseguró que el adeudo de las últimas quincenas no se debe a falta de liquidez, pues gestionó de forma puntual los recursos del Bono Cupón Cero con que se obtendrían los recursos, pero "alguien" decidió enviarlos después y posiblemente lleguen esta semana.

Peralta recordó que al inicio de su administración recibió una gran cantidad de deudas, pero entregará menos a la siguiente gobernadora, Indira Vizcaíno Silva.

"Las necesidades de gastos son cada vez mayores, es por eso que hemos puesto en la discusión pública la necesidad de una reforma al pacto fiscal, que permita a entidades y municipios acceder a mayores recursos. El dinero ya no alcanza, es una realidad que se hizo evidente con la conclusión del gobierno en casi todas entidades del país. Esto que les expongo no es con afán de justificarme, pero no me podía ir del gobierno sin darles la cara, sin darles una explicación de lo que sucede", dijo.

Advirtió que si no se hace nada, cada cierre de sexenio será más crítico, por lo que la sociedad deberá unirse en torno al nuevo gobierno que inicie y apoyar las decisiones que tome orientadas a brindarle viabilidad financiera al estado.

En contra parte, señaló como su legado la restauración de Palacio de Gobierno, la construcción del Centro de Coordinación, Comando, Control, Comunicaciones, Cómputo e Inteligencia (C5i), la transformación de la Unidad Deportiva Morelos, la creación del nuevo centro acuático, las nuevas instalaciones de la Zona Militar, el parque urbano de la Calzada Galván, el parque ecológico La Campana y el programa de uniformes escolares gratuitos.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.