Constituyente chileno fue detenido en acto por libertad de "presos políticos"

·3  min de lectura

Santiago de Chile, 28 may (EFE).- El electo constituyente chileno Rodrigo Rojas fue detenido en la tarde de este viernes por causar desórdenes en una manifestación en reclamo de la liberación de las personas apresadas durante las protestas de octubre de 2019, a quienes consideran "presos políticos", siendo puesto el libertad en horas de la noche, informaron a Efe fuentes policiales.

Rojas, integrante del bloque de independientes -no adscritos a partidos políticos- la Lista del Pueblo, obtuvo en las elecciones de los pasados 15 y 16 de mayo uno de los 155 escaños en la convención constituyente que redactará la nueva Carta Magna del país.

Con 27 escaños, la Lista del Pueblo fue la que más representantes logró entre los independientes y entre sus reclamos se encuentra la liberación de las personas que fueron detenidas en las protestas y que siguen privadas de libertad y a quienes se refieren como "presos políticos de la revuelta".

La manifestación de este viernes reunió a unas decenas de personas en la céntrica Plaza Italia de la capital chilena y 10 de ellas fueron detenidas por ocasionar diversos desórdenes y no acatar la orden de deponer su actitud, según contó a la prensa el mayor del cuerpo policial de Carabineros Miguel Álvarez.

Los agentes intervinieron con el carro lanza agua para dispersar a los manifestantes, después de que algunos intentaran bloquear el tráfico.

Esta semana, la comisión de Seguridad Pública del Senado chileno aprobó la idea de legislar un proyecto de ley que busca otorgar un indulto a quienes están bajo prisión preventiva por presuntamente haber cometido hechos de violencia durante las protestas sociales.

La Fiscalía Nacional informó este viernes de que hay 25 imputados por delitos cometidos en el contexto del estallido social que actualmente están en prisión preventiva, todos adultos e investigados por causas como la comisión de un homicidio consumado y tres frustrados, activación y/o lanzamiento de bombas molotov, robo con intimidación o violencia, delito de incendio o porte ilegal de armas.

El director para las Américas de Human Rights Watch (HRW), José Miguel Vivanco, se refirió esta jornada a este asunto y dijo que en Chile "no hay presos políticos", por lo que se mostró contrario a que el Congreso legisle un indulto para los detenidos por delitos durante las protestas.

"No creo que sea necesario ni conveniente otorgar indultos genéricos a quienes hayan cometido delitos comunes, muchos de ellos muy graves, durante las protestas", dijo Vivanco al medio local El Mercurio.

El estallido social de octubre de 2019 contra el modelo neoliberal de Chile, la ola de protestas más grave desde el fin de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990), dejó una treintena de muertos, así como miles de heridos y de detenidos por episodios de violencia extrema, vandalismo, saqueos e incendios, entre otros.

Al mismo tiempo, las fuerzas del orden del cuerpo policial de Carabineros y del Ejército quedaron en entredicho y fueron acusadas de ejercer represión y violar derechos humanos para sofocar las protestas.

En la actualidad hay más de 4.600 causas abiertas contra agentes de la Policía o militares, y organismos internacionales como la ONU, Amnistía Internacional (AI) o la propia HRW han denunciado los abusos policiales en Chile.

(c) Agencia EFE