Un Honduras polarizado se prepara para elegir a su nuevo presidente

·1  min de lectura

Este domingo 28 de noviembre, cerca de 5,2 millones de electores hondureños deberán elegir a un nuevo presidente para reemplazar a Juan Orlando Hernández, quien fue reelegido en 2017 en medio de acusaciones de fraude, desencadenando protestas que dejaron una treintena de muertos. Entre los favoritos están Nasry Asfura, del derechista Partido Nacional, y Xiomara Castro, del izquierdista partido Libertad y Refundación (LIBRE), y esposa del expresidente Manuel Zelaya, derrocado por una alianza cívico-militar en 2009.

La campaña hondureña ha estado marcada por una ola inédita de asesinatos y acusaciones de narcotráfico y corrupción, que han salpicado incluso al presidente saliente Juan Orlando Hernández.

Preferencias no reveladas

Hay 14 candidatos, pero seguramente será sustituido, según las encuestas, por Nasry Asfura, del oficialista Partido Nacional y actual alcalde de Tegucigalpa, o por Xiomara Castro, del partido Libertad y Refundación (LIBRE), esposa del expresidente Manuel Zelaya derrocado en el golpe de 2009.

“Algunas encuestas internas de los partidos le dan cierto margen de ventaja a la señora Xiomara Castro, menor a 5%, lo cual podría indicar que hay un empate técnico y que lo van a definir las personas que todavía no revelan su preferencia”, explica Julio César Raudales, vicerrector de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras.

Un Consejo Electoral menos cerrado

La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, expresó en un comunicado su preocupación por la violencia política en Honduras, que ya dejó 29 fallecidos, y pidió a las autoridades asegurar unas elecciones pacíficas, transparentes y genuinas.


Leer más

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.